Prensa 2019

www.diariopopular.com.ar

Ni una Menos: Registran 32 femicidios de adultas mayores en 2018

En la mayoría de los casos el principal sospechoso es la pareja, ex pareja, un hijo, un nieto. "No son números, cada caso es una historia de vida que arrebataron", señala la titular de La Casa del Encuentro, Ada Rico.

El Observatorio de Femicidios "Adriana Marisel Zambrano", coordinado por la asociación civil "La Casa del Encuentro" reveló que en 2018, en el país, se registraron 32 femicidios y femicidios vinculados de mujeres mayores de 60 años.

En el informe se detalla que en nueve casos el sindicado femicida es el esposo o pareja; en seis casos, un hijo; en cuatro casos, ex esposo o ex pareja; cuatro casos, nieto; tres, vecino-conocido; un caso, hermano; y en cinco casos, sin vínculo aparente.
Respecto a la modalidad del crimen se indica que nueve mujeres mayores fueron apuñaladas, ocho golpeadas, ocho baleadas, una estrangulada, una ahorcada, una degollada, una con un machete, y en tres casos las causas son desconocidas en los medios.

Acerca de la edad de las mujeres: en diecisiete casos tenían entre 60 y 69 años; nueve, entre 70 y 79 años; cinco, entre 80 y 89 años; y en un caso, más de 90 años.

En tanto, se destaca que en dos casos había restricción de acercamiento; en uno de los casos, denuncia; y en cinco casos los presuntos femicidas se suicidaron.
Los datos del informe fueron recopilados de agencias informativas y 120 diarios de distribución nacional y/o provincial, así como el seguimiento de cada caso en los medios de comunicación.

El informe fue realizado con el apoyo del Ministerio de Hábitat y Desarrollo Humano de la Ciudad de Buenos Aires, la Defensoría del Pueblo porteña y la Fundación Avon.

Desde la asociación civil se explica que el término femicidio "es político, es la denuncia a la naturalización de la sociedad hacia la violencia sexista", siendo "una de las formas más extremas de violencia hacia las mujeres, el asesinato cometido por un varón hacia una mujer a quien considera de su propiedad".

"El concepto femicidio fue desarrollado por la escritora estadounidense Carol Orlock en 1974 y utilizado públicamente en 1976 por la feminista Diana Russell, ante el Tribunal Internacional de Los Crímenes contra las Mujeres, en Bruselas", se destaca.

Asimismo La Casa del Encuentro desarrolló el término femicidio vinculado "partiendo del análisis de las acciones del femicida, para consumar su fin: matar, castigar o destruir psíquicamente a la mujer sobre quien ejerce la dominación". Se registran dos categorías: personas que fueron asesinadas por el femicida "al intentar impedir el femicidio o que quedaron atrapadas ‘en la línea de fuego’"; y personas con "vínculo familiar o afectivo con la mujer que fueron asesinadas por el femicida con el objeto de castigar y destruir psíquicamente a la mujer".

Visibilizar

En declaraciones a este diario, la presidenta de la asociación civil, Ada Rico, destaca la importancia de visibilizar los casos de violencia de género en las adultas mayores y remarca que "no son números, son familias, cada caso es una historia de vida que arrebataron".
Los femicidios de adultas mayores "son casos de los que no se habla y hay que visibilizar", subraya.
Asimismo indica que a la asociación se acercan mujeres mayores que sufren violencia de género, la "tienen totalmente naturalizada y se trabaja y logran avances, cada pasito es importante" para salir de esa situación.
También remarca que luego de que la actriz Thelma Fardin hiciera pública la denuncia contra el actor Juan Darthés hubo consultas de adultas mayores "porque habían sido abusadas en su niñez y adolescencia por personas que ya no viven, y cuando se indaga un poco más en la historia de esas mujeres muchas tenían parejas violentas y se encontraba un foco para trabajar con ellas".

Talleres

La Casa del Encuentro está ubicada en Yatay 125, Ciudad de Buenos Aires; tel. 4982-2550. Los miércoles de 17.30 a 19 se lleva adelante el taller "Compromiso" para familiares de mujeres en situación de violencia, el que está coordinado por una psicóloga y una abogada. Y los viernes de 17.30 a 19 se realiza el taller "Si yo puedo, vos también" para mujeres que sufren situaciones de violencia, el que está coordinado por dos psicólogas.

Respecto al grupo "Compromiso", Rico destaca que van "abuelas, madres, también varones, quienes acuden para ver de qué manera pueden acompañar (a la hija, nieta, sobrina), se les da herramientas y se trata de ver de qué manera se puede ayudar".
Asimismo indica que "muchas veces la abuela o la madre no quieren que les pase a su hija o nieta lo que les pasó o les pasa a ellas y tenemos que desandar" estas situaciones de violencia porque tampoco las tienen que vivir ellas, por lo que las invitamos a participar del otro grupo: "Si yo puedo, vos también".

Acerca del taller para mujeres en situación de violencia indica que es intergeneracional y destaca "las relaciones" y los lazos que se construyen.
"Las adultas mayores les dicen a las jóvenes ‘no hagan lo mismo que yo, que me quedé’. Y la coordinadora les aclara ‘no se quedaron, están acá, estamos trabajando" para que tampoco sigan sufriendo violencia.

Las mujeres mayores "tiene la autoestima disminuida, pasaron años de maltrato, humillaciones, descalificaciones. También inciden cuestiones como ‘qué va a pensar la familia, las amistades’, sienten vergüenza y lo esconden pero no lo tienen que esconder. Antes no se hablaba nada de violencia, era como algo oculto, pero ahora sí se habla y hay que desnaturalizar".

https://www.diariopopular.com.ar/general/ni-una-menos-registran-32-femicidios-adultas-mayores-2018-n400354


www.airedesantafe.com.ar

Femicidios: 3.717 hijos perdieron a sus madres en los últimos once años

Las cifras fueron recolectadas por la Asociación Civil Casa del Encuentro. Desde el 2008 al 2019 se contabilizaron 3.000 femicidios, uno cada 32 horas. El estudio asegura que el índice de violencia no disminuye y se sostiene.

En el marco de la quinta marcha “Ni una Menos”, la Asociación Civil Casa del Encuentro dio a conocer las estadísticas que abarcan desde 2008 hasta el 2019. Los números recolectados aseguran que casi 3.000 mujeres, una cada 32 horas, fueron víctimas de femicidios y más de 3.500 hijos e hijas perdieron a sus madres como consecuencia de estos asesinatos, el 64% menores de edad en los últimos 11 años, según el informe.

La ONG contabilizó 2.952 mujeres asesinadas por la violencia machista y 3.717 hijos e hijas que perdieron a sus madres entre el 2008 y el 2019. Estos datos corresponden al informe de “Investigación de Femicidios en Argentina “y fueron recopilados a partir de las agencias Télam y DyN y 120 diarios de distribución nacional y/o provincial”, destaca el documento.
“Lo más problemático es que en 11 años no se ha podido hacer descender el índice de violencia contra las mujeres, que se ha sostenido casi sin cambios”, dijo a Télam Ada Rico, presidenta de La Casa del Encuentro. “Necesitamos profundizar en políticas públicas integrales, pero también el cambio cultural porque en tanto se siga considerando a las mujeres como un objeto de pertenencia, no vamos a cambiar”, agregó.
Por otro lado, Rico destacó las “excelentes leyes” que el país fue dictando para prevenir y combatir la violencia machista, pero cuestionó el obstáculo que en su cumplimiento representa muchas veces el Poder Judicial, que “sigue siendo sexista y patriarcal”.

El informe mostró también que más del 62% de los femicidas fueron esposos, parejas o novios de las víctimas al momento de cometer el crimen o lo habían sido con anterioridad; mientras casi el 16% no tenían vínculo, el 11% fueron familiares, y 8% eran vecinos o conocidos.
Las estadísticas muestran también que casi el 66% de las víctimas de esta forma extrema de violencia de género tenían entre 19 y 50 años de edad.

Por otro lado, la provincia de Salta es la que concentra la tasa más alta de femicidios (13,78), seguida por Santiago del Estero (13,30) y Jujuy (11); mientras que la menor incidencia se registra en la Ciudad de Buenos Aires, con sólo 4,36 de estos crímenes cada 100 mil habitantes.

Además, entre 2008 y 2019 un total de 303 niños y hombres murieron víctimas de femicidios vinculados, es decir, fueron asesinadas al intentar impedir la agresión o con el objeto de castigar y destruir psíquicamente a la mujer que consideran de su propiedad. Respecto a las modalidades del hecho, el 26.69% fueron baleadas; el 23,57 %, apuñaladas; y el 15,51 %, golpeadas.
En cuanto a los escenarios de los femicidios, más del 63% de los hechos se registraron en una vivienda; mientras que casi el 11 % de estos asesinatos se produjeron en el campo, terrenos descampados o parques, el casi el 8% en la vía pública y casi el 4% en ríos, arroyos, diques o zanjones.

Otros datos destacados de la investigación: el 14 por ciento de las víctimas habían denunciado previamente a sus agresores, el 3% estaban embarazadas, el 10% tenía indicios de abuso sexual, casi el 3% eran víctimas de trata o prostitución y el 4% eran migrantes.
En cuanto a los femicidas, casi 6 de cada 10 pertenecían a alguna fuerza de seguridady el 18 por ciento del total de agresores se suicidó luego de cometer el homicidio.

https://www.airedesantafe.com.ar/noticias-nacionales-argentina/femicidios-3717-hijos-perdieron-a-sus-madres-en-los-ultimos-once-anos/


  www.clarin.com

Un cambio cultural, en la era del #Metoo
Ni atadas, ni violadas, ni cocineras: el Reino Unido prohíbe la publicidad sexista

Las campañas que reproducen estereotipos machistas están siendo cuestionadas en todo el mundo, pero pocos países asumen medidas formales. Aquí, algunos ejemplos indignantes.   

En 2018, en la Argentina, la cadena multinacional francesa Carrefour se vió obligada a retirar una campaña publicitaria que había provocado revuelo en las redes sociales: en los grandes cartelones que colgaban de sus sucursales se veía a una nena jugando con una cocinita y a un varón divirtiéndose con un auto. En uno de leía: "Con C de cocinera", en el otro "Con C de campeón".

Él, sobre fondo azul y ella, sobre fondo rosa. Señalada por organismos pertinentes -entre otros, el Instituto Interamericano de Derechos Humanos; la Casa del Encuentro, asociación que trabaja contra la violencia hacia las mujeres; ONU Mujeres y el Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo- la serie fue retirada de los locales y la empresa se vio obligada a pedir disculpas públicamente. Ahora en el Reino Unido entra en vigor una ley que directamente prohíbe la publicidad sexista.

En el extranjero, durante los últimos años, se vieron cosas aún más impresionantes, como campañas de marcas líderes - Dolce & Gabbana, Tom Ford, Jimmy Choo o Axe, entre muchas-  en las que aparecenmujeres maniatadas, aparentemente violadas, o esclavizadas en las tareas domésticas junto a hombres que lucen su poder viril. A la luz de los avances y conquistas de las mujeres en la era del #Metoo, casi todas resultan chocantes, otras sencillamente violentas. Aunque en su momento -hace no tanto tiempo- puedan haber sido toleradas.
y hubo también campañas que sí fueron discontinuadas, como una de Protein World, una bebida para bajar de peso, que era promocionada con la foto de una modelo que vestía una bikini y en cuyo costado se leía “¿Tu cuerpo está listo para la playa?”:  generó tal rechazo que provocó una petición en Change.org. U otra de Gucci, que exhibía a una modelo “excesivamente delgada”, o Rimmel, la firma de cosméticos, que mostraba a otra modelo, Cara Delevingne, retocada digitalmente al punto de que organismos reguladores la consideraron "engañosa" y por ende peligrosa, para las jóvenes que toman como referencia.

Hasta aquí, iniciativas surgidas en muchos casos de los mismos consumidores de esas marcas o espectadores que, desde los medios y las redes, alzaron la voz de alarma. Pero la publicidad sexista tiene los días contados: los gobiernos y entes reguladores empiezan a tomar nota y medidas formales para ponerle límite a la reproducción y promoción de los roles machistas. 

Leer nota completa
https://www.clarin.com/cultura/atadas-violadas-cocineras-reino-unido-prohibe-publicidad-sexista_0_IAMjBQUhH.html


www.infobae.com

Noviazgos violentos: cómo detectar a tiempo esta problemática que afecta a 4 de cada 10 mujeres
Así lo asegura un relevamiento realizado por la Defensoría del Pueblo bonaerense, al cumplirse el cuarto aniversario de la primera marcha del movimiento "Ni una menos"

Critica tu forma de vestir, no le gusta cómo te maquillás, revisa los mensajes de tu celular, te humilla en público, no te deja salir con tus amigas, te presiona para que tengas relaciones sexuales, tiene celos de las personas que te rodean, culpa a los demás por su conducta inapropiada hacia vos o te hace pensar que, si no te comportás como él quiere, te va a dejar. Aunque en estas situaciones no haya gritos, golpes o agresiones físicas, hay un comportamiento posesivo y dominante que si no se frena tiempo podría causar un daño irreparable.

Al cumplirse el cuarto aniversario de la organización de la primera marcha bajo el lema "Ni una menos", que surgió como un grito colectivo ante la ola de femicidios, la Defensoría del Pueblo bonaerense alertó que 4 de cada 10 mujeres son víctimas de un noviazgo violento.

La encuesta -realizada entre mujeres de 14 a 33 años- también analizó la llamada "violencia simbólica", es decir, las conductas que causan daño emocional y disminución de la autoestima o que perjudican y perturban el pleno desarrollo personal mediante amenazas, acosos, hostigamiento o humillación, entre otros factores.

Mientras que el 40% de las mujeres admitió que su pareja menospreció sus opiniones -ya sea en público o en privado-, un 33% dijo que le criticó su apariencia. Además, 2 de cada 10 afirmaron que en alguna oportunidad su pareja les mencionó que tuvo ganas golpearla o matarla. Y, más grave aun, un 16% señaló que, al menos una vez, fueron golpeadas o lastimadas por su pareja ya sea con alguna parte de su cuerpo o con un objeto.

"El objetivo del varón agresor es controlar y dominar, razón por la cual siempre tendrá la excusa o el argumento para violentar. Siempre comienza con sutiles formas de manifestación, para después entrar en el siguiente ciclo: culpabilizar, humillar y luego golpear. Después llegará el pedido de perdón y la promesa que nunca más se repetirá. Pero este ciclo volverá a comenzar cada vez con más violencia", advirtió a Infobe Ada Beatriz Rico, presidenta de La Casa del Encuentro, una asociación civil que lucha por la erradicación de la violencia hacia las mujeres en todas sus modalidades.
Fanny es venezolana, tiene 25 años y cuando llegó al país se enamoró perdidamente del hijo del hombre que le alquilaba una pieza, en el barrio porteño de Monserrat. "Salí 9 meses con él pero me descalificaba mucho. El disparador de las discusiones siempre tenía que ver con mi cultura venezolana. Eso generaba un desprecio por la ropa que me ponía, por mi forma de hablar y por no ser como sus ex novias argentinas", admitió la joven a este medio. Ella admite que trataba de entenderlo y hasta llegó a sentirse acomplejada por no ser "tan linda e inteligente" como las mujeres de nuestro país.

Leer nota completa:
https://www.infobae.com/sociedad/2019/06/02/noviazgos-violentos-como-detectar-a-tiempo-esta-problematica-que-afecta-a-4-de-cada-10-mujeres/


www.telam.com.ar

Un femicidio cada 32 horas en los últimos 11 años ocurrieron en la Argentina

Casi 3.000 mujeres, una cada 32 horas, según un informe difundido por la Asociación Civil Casa del Encuentro en vísperas de la quinta marcha "Ni una menos" que se realizará en la Ciudad de Buenos Aires.
Casi 3.000 mujeres, una cada 32 horas, fueron víctimas de femicidios y más de 3.500 hijos e hijas perdieron a sus madres como consecuencia de estos asesinatos, el 64% menores de edad en los últimos 11 años, según un informe difundido hoy por la Asociación Civil Casa del Encuentro en vísperas de la quinta marcha "Ni una menos" que se realizará en la Ciudad de Buenos Aires.

La ONG contabilizó 2.952 mujeres asesinadas por la violencia machista y 3.717 hijos e hijas que perdieron a sus madres entre el 2008 y el 2019

Estos datos corresponden al informe de "Investigación de Femicidios en Argentina "y fueron recopilados a partir de las agencias Télam y DyN y 120 diarios de distribución nacional y/o provincial", destaca el documento.

"Lo más problemático es que en 11 años no se ha podido hacer descender el índice de violencia contra las mujeres, que se ha sostenido casi sin cambios", dijo a Télam Ada Rico, presidenta de La Casa del Encuentro.

"Necesitamos profundizar en políticas públicas integrales, pero también el cambio cultural porque en tanto se siga considerando a las mujeres como un objeto de pertenencia, no vamos a cambiar", agregó.

https://www.telam.com.ar/notas/201906/363525-un-femicidio-cada-32-horas-en-los-ultimos-11-anos-ocurrieron-en-la-argentina-segun-una-ong.html


www.dib.com.ar

Casi 3.000 femicidios se registraron en los últimos 11 años, según una ONG

La Plata, jun 2 (DIB).- Casi 3.000 femicidios se registraron en los últimos 11 años en el país, según un informe de la Asociación Civil Casa del Encuentro. Del número se desprende que cada 32 horas una mujer murió como consecuencia de estos asesinatos.
En vísperas de la jornada del #NiUnaMenos, Casa del Encuentro dio a conocer algunas estadísticas sacadas por el Observatorio de Femicidios en Argentina Adriana Marisel Zambrano.
Los números advierten que en los últimos 11 años fueron víctimas de este tipo de asesinatos 2952 mujeres, lo que representa a un femicidio cada 32 horas. Por estos hechos, 3.717 hijos e hijas (2.394 menores de edad) se quedaron sin madre.
El informe fue realizado a partir de la recopilación de información de las agencias de noticias Télam y DyN y de 120 diarios de distribución nacional y provincial.
El trabajo advierte que el 62% de los femicidas fueron esposos, parejas o novios de las víctimas al momento del asesinato o antes; que el 16% no tenía vínculo; que en el 11% de los casos se trató de un familiar y en el 8% de un conocido.
Salta aparece como la provincia con la tasa más alta de femicidios (13,78 cada mil habitantes), seguida por Santiago del Estero (13,30) y Jujuy (11).
Asimismo, las estadísticas muestran que casi el 66% de las víctimas tenían entre 19 y 50 años. El 26,69% fueron baleadas; el 23,57 %, apuñaladas, y el 15,51 %, golpeadas. En tanto, 6 de cada 10 agresores pertenecían a una fuerza de seguridad.
En este marco, también murieron un total de 303 niños y hombres víctimas de femicidios vinculados, o sea que fueron asesinados por intentar defender a una víctima o como castigo a una mujer.
"Necesitamos profundizar en políticas públicas integrales, pero también el cambio cultural porque en tanto se siga considerando a las mujeres como un objeto de pertenencia, no vamos a cambiar", dijo Ada Rico, presidenta de La Casa del Encuentro, en diálogo con la agencia de noticias estatal Télam. Y agregó: "Lo más problemático es que en 11 años no se ha podido hacer descender el índice de violencia contra las mujeres, que se ha sostenido casi sin cambios". (DIB) MT

http://www.dib.com.ar/noticia.php?noticia=20349


www.pagina12.com

Dos nuevos femicidios horas antes de la quinta concentración de NUM
Ni Una Menos marcha contra la violencia machista

La movilización se realizará a las 17 desde Congreso hasta Plaza de Mayo. La Casa del Encuentro presentó el informe sobre femicidios de los últimos 11 años: uno cada 32 horas.
Hoy a las 17 se realizará por quinto año consecutivo la marcha de NiUnaMenos, que irá desde el Congreso hacia Plaza de Mayo. En el marco de la movilización, la organización La Casa del Encuentro publicó un informe que afirma que, en los últimos once años, en Argentina se produjo un femicidio cada 32 horas. Como terrible confirmación, poco después de la presentación del informe se conocieron dos casos más de femicidios en la provincia de Córdoba.
Según el relevamiento hecho por la ONG, entre 2008 y 2019 hubo 2952 femicidios y femicidios vinculados de mujeres y niñas. Esto dejó a 3717 niñas y niños –el 64 por ciento de ellos, menores de edad– sin sus madres. En más del 62 por ciento de los casos, los femicidas fueron parejas o ex parejas de las víctimas.
Como se informó, poco después de presentado el informe sobre femicidios, se informó que el sábado, Alejandra Palavecino, una joven de 18 años, fue asesinada por su novio en la localidad cordobesa de Anisacate. En 2017, el padre de Palavecino había denunciado al femicida, con quien la joven tenía un hijo en común. Esa misma noche en General Viamonte, Jésica González fue asesinada por su pareja enfrente de sus hijos, que resultaron ilesos. El hombre habría intentado suicidarse y se encuentra internado en un hospital de Bell Ville con custodia policial.
Ada Rico, presidenta de la Casa del Encuentro, contó a PáginaI12 que el informe está hecho a partir de un relevamiento de las noticias publicadas entre 2008 y 2019. “Nosotros lo que pedimos son estadísticas oficiales unificadas porque no corresponde que tengan tres, como sucede ahora. Si vos tenés tres estadísticas, dos de ellas se presentaron este año y las dos difieren, ¿de qué manera vas a trabajar en políticas públicas si no tenés estadísticas que den cuenta de lo que pasa?”, cuestionó.
Según el informe, el 66 por ciento de las víctimas son mujeres de entre 19 y 50 años. Mientras que la mayoría de los femicidas tienen entre 31 y 50 años. Más del 62 por ciento de los femicidas fueron esposos, parejas o novios de las víctimas al momento de cometer el crimen o lo habían sido con anterioridad; casi el 16 por ciento no tenían vínculo alguno; el 11 por ciento fueron familiares y el 8 por ciento de los casos se trató de vecinos o conocidos. El 18 por ciento de los femicidas se suicidó luego de cometer el crimen.
El relevamiento de la ONG también tuvo en cuenta los “femicidios vinculados”, es decir, “aquellas personas que fueron asesinadas por el femicida porque intentaron impedir la agresión y quedaron en la línea de fuego o por ser familiares de la víctima, como pueden ser los hijos o hijas”. “Este femicidio no existiría si la intención del agresor no fuera hacer sufrir y destruir psíquicamente a la mujer”, señaló Rico. Por otro lado, la provincia de Salta es la que concentra la tasa más alta de femicidios (13,78), seguida por Santiago del Estero (13,30) y Jujuy (11); mientras que la menor incidencia se registra en la Ciudad de Buenos Aires, con sólo 4,36 de estos crímenes cada 100 mil habitantes.
Respecto a las modalidades de los femicidios, el informe arrojó que 788 de las víctimas fueron baleadas; 696 apuñaladas y  458 golpeadas. El relevamiento también tuvo en cuenta las muertes por abortos clandestinos. “Nosotros los consideramos femicidios estatales porque queda en evidencia la ausencia del Estado en este tema”, denunció la presidenta de la ONG y reclamó la necesidad de sancionar la ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo. “En el informe sólo hay 4 casos, pero porque recién el año pasado se empieza a hablar de las muertes por abortos clandestinos”, agregó.
Además, Rico señaló que falta información acerca de los travesticidios. Según el relevamiento, en los últimos 11 años, sólo se publicaron notas de 33 travesticidios. “No son 33, el tema es que los empiezan a publicar después de que se sanciona la ley de identidad de género”, sostuvo. “Sabemos que la violencia de género atraviesa a todos en la sociedad, pero en los sectores más vulnerables suele suceder que a la mujer le dicen que no denuncie porque la Justicia no va a hacer nada y esa mujer vuelve a la casa con el agresor. No están protegiendo a una mujer en situación de violencia”, denunció Rico y exigió que se implemente la ley Micaela, que obliga a funcionarios estatales a recibir capacitaciones en temática de género.

https://www.pagina12.com.ar/197885-ni-una-menos-marcha-contra-la-violencia-machista


www.tn.com.ar

Ni Una Menos: el observatorio de violencia lleva su nombre, pero el femicida está libre y ataca de nuevo

Marisel Zambrano fue asesinada con un nivel de albañil y su beba abandonada sobre su cadáver. El asesino solamente estuvo en prisión dos años y medio. Ahora, está acusado nuevamente por quebrarle las muñecas a su última pareja.

En el caso de Adriana Marisel Zambrano, cuyo nombre lleva el Observatorio de Violencia de Género de la Casa del Encuentro, son muchos los motivos que causan dolor a su familia, y muchos también los elementos que indican que la justicia se equivocó no solamente una vez, sino varias.
En principio, Mercedes Zambrano, hermana de Marisel, no puede nombrar al femicida de su hermana. No puede hacerlo por disposición de la Justicia, a pesar de que es público su nombre: se trata de José Zerda, expareja de Marisel y padre de su hija de 9 meses, que la mató brutalmente a puntapiés y la golpeó en la cabeza con un nivel de albañil hasta provocarle pérdida de masa encefálica.

Abandonó la escena del crimen y dejó a la beba sola, abandonada sobre el cadáver de su madre. Sin embargo, para los jueces, se trató de un homicidio preterintencional, por el que fue condenado a cinco años de prisión "No tomaron en cuenta ni el vínculo ni la alevosía, y al final cumplió solamente dos años y medio, porque estuvo con salidas transitorias por buen comportamiento y por hacerse evangélico", protesta resignada, Mercedes.
La relación del femicida con su hija fue una verdadera fuente de tortura para la familia de Marisel. "La obligaban a vincularse porque la nena no quería ir. Siempre que volvía, tenía vómitos y diarrea, somatizaba todo. Y cada vez la forzaban a verlo más días. Incluso llegó a pedir llevársela de vacaciones", recuerda.
Cumplió solamente dos años y medio, porque estuvo con salidas transitorias por buen comportamiento y por hacerse evangélico
El martirio terminó cuando Zerda fue acusado por sus dos siguientes parejas de violencia. "La nena era constantemente testigo de cómo las golpeaba. Incluso llegó a esconderse debajo de una mesa con su hermano mayor", se angustia Mercedes.
Zerda estuvo prófugo por haber causado daño a su última mujer: le quebró ambas muñecas. "Dicen que lo detuvieron en Río Negro, pero que lo dejaron de nuevo en libertad", se queja. "Es un peligro para todas las mujeres. Mi sobrina no quiere verlo mas: incluso quiere cambiarse el apellido", agrega.
"Ella vive presa con mi mamá mientras él sigue libre. No puede salir con amigas, no puede ir a una plaza. Le tiene miedo", concluye. "No es justo".
Mercedes dice que el hecho de que el Observatorio lleve el nombre de su hermana le causa sensaciones contradictorias. Orgullo, pero también mucha pena. Está agradecida a la Casa del Encuentro por el acompañamiento y la memoria.
Mercedes, su madre y sus hermanos forman parte de la asociación Atravesados por el Femicidio.

https://tn.com.ar/sociedad/ni-una-menos-el-observatorio-de-violencia-lleva-su-nombre-pero-el-femicida-esta-libre-y-ataca-de_967277


www.defensoria.org.ar

#NIUNAMENOS NUEVA MARCHA CONTRA LA VIOLENCIA MACHISTA

En la tarde de hoy se llevará a cabo, por quinto año consecutivo. la movilización convocada por el colectivo #NiUnaMenos, que irá desde el Congreso hacia Plaza de Mayo. El reclamo, manifiesta que las mujeres no quieren morir asesinadas.
Cuando la asociación civil La Casa del Encuentro comenzó a hacer estadísticas de femicidios, desde 2008, el promedio es que cada 30 horas una mujer es asesinada en Argentina. Según el relevamiento hecho por la ONG, entre 2008 y 2019 hubo 2952 femicidios y femicidios vinculados de mujeres y niñas. Esto dejó a 3717 niñas y niños –el 64 por ciento de ellos, menores de edad– sin sus madres. En más del 62 por ciento de los casos, los femicidas fueron parejas o ex parejas de las víctimas.
NiUnaMenos surgió cuatro años atrás, cuando a través de los medios de comunicación se supo que Chiara Páez, de 14 años, embarazada, había sido asesinada por su novio que la enterró en el patio de su casa de Rufino (Santa Fe).
El reclamo por mayor presupuesto para erradicar y prevenir la violencia de género, como así también acciones concretas de políticas públicas tendientes a contar con garantías para la protección de las víctimas de violencia, como también patrocinio gratuito para las víctimas sigue vigente y seguiremos multiplicando las acciones, por un profundo cambio cultural, hacia una sociedad sin violencias ni discriminación.

http://www.defensoria.org.ar/noticias/marcha-contra-la-violencia-machista-ni-una-menos/


www.diariouno.com.ar

Ni Una Menos: un femicidio cada 32 horas en los últimos 11 años en Argentina
Casi 3.000 mujeres, una cada 32 horas, fueron víctimas de femicidios y más de 3.500 hijos e hijas perdieron a sus madres como consecuencia de estos asesinatos, el 64% menores de edad en los últimos 11 años, según un informe difundido por la Asociación Civil Casa del Encuentro en vísperas de la quinta marcha "Ni una menos" que se realizará desde las 18 en todas las provincias -la concentración en Mendoza será en el Kilómetro 0 de Ciudad-.
La ONG contabilizó 2.952 mujeres asesinadas por la violencia machista y 3.717 hijos e hijas que perdieron a sus madres entre el 2008 y el 2019
Estos datos corresponden al informe de "Investigación de Femicidios en Argentina" y "fueron recopilados a partir de las agencias Télam y DyN y 120 diarios de distribución nacional y/o provincial", destaca el documento.
"Lo más problemático es que en 11 años no se ha podido hacer descender el índice de violencia contra las mujeres, que se ha sostenido casi sin cambios", dijo a Télam Ada Rico, presidenta de La Casa del Encuentro.
"Necesitamos profundizar en políticas públicas integrales, pero también el cambio cultural porque en tanto se siga considerando a las mujeres como un objeto de pertenencia, no vamos a cambiar", agregó.
Por otro lado, Rico destacó las "excelentes leyes" que el país fue dictando para prevenir y combatir la violencia machista, pero cuestionó el obstáculo que en su cumplimiento representa muchas veces el Poder Judicial, que "sigue siendo sexista y patriarcal".
El informe mostró también que más del 62% de los femicidas fueron esposos, parejas o novios de las víctimas al momento de cometer el crimen o lo habían sido con anterioridad; mientras casi el 16% no tenían vínculo, el 11% fueron familiares, y 8% eran vecinos o conocidos.
Las estadísticas muestran también que casi el 66% de las víctimas de esta forma extrema de violencia de género tenían entre 19 y 50 años de edad.
Por otro lado,  Salta es la provincia que concentra la tasa más alta de femicidios(13,78), seguida por Santiago del Estero (13,30) y Jujuy (11); mientras que la menor incidencia se registra en la Ciudad de Buenos Aires, con sólo 4,36 de estos crímenes cada 100 mil habitantes.
Además, entre 2008 y 2019 un total de 303 niños y hombres murieron víctimas de femicidios vinculados, es decir, fueron asesinadas al intentar impedir la agresión o con el objeto de castigar y destruir psíquicamente a la mujer que consideran de su propiedad.
Respecto a las modalidades del hecho, el 26.69% fueron baleadas; el 23,57%, apuñaladas; y el 15,51%, golpeadas.
En cuanto a los escenarios de los femicidios, más del 63% de los hechos se registraron en una vivienda; mientras que casi el 11 % de estos asesinatos se produjeron en el campo, terrenos descampados o parques, el casi el 8% en la vía pública y casi el 4% en ríos, arroyos, diques o zanjones.
Otros datos destacados de la investigación: el 14% de las víctimas habían denunciado previamente a sus agresores, el 3% estaban embarazadas, el 10% tenía indicios de abuso sexual, casi el 3% eran víctimas de trata o prostitución y el 4% eran migrantes.
En cuanto a los femicidas, casi 6 de cada 10 pertenecían a alguna fuerza de seguridad y el 18% del total de agresores se suicidó luego de cometer el homicidio.

https://www.diariouno.com.ar/sociedad/femicidio-32-horas-ultimos-11-anos-argentina-06032019_BJYGRpM04


www.extranews.com.ar

 

Femicidios: una triste realidad que a pesar de los avances y las luchas, aún no se logra frenar
Casi 3.000 femicidios se registraron en los últimos 11 años en el país, según un informe de la Asociación Civil Casa del Encuentro. Del número se desprende que cada 32 horas una mujer murió como consecuencia de estos asesinatos.
En vísperas de la jornada del #NiUnaMenos, Casa del Encuentro dio a conocer algunas estadísticas sacadas por el Observatorio de Femicidios en Argentina Adriana Marisel Zambrano.
Los números advierten que en los últimos 11 años fueron víctimas de este tipo de asesinatos 2952 mujeres, lo que representa a un femicidio cada 32 horas. Por estos hechos, 3.717 hijos e hijas (2.394 menores de edad) se quedaron sin madre.
El informe fue realizado a partir de la recopilación de información de las agencias de noticias Télam y DyN y de 120 diarios de distribución nacional y provincial.
El trabajo advierte que el 62% de los femicidas fueron esposos, parejas o novios de las víctimas al momento del asesinato o antes; que el 16% no tenía vínculo; que en el 11% de los casos se trató de un familiar y en el 8% de un conocido.
Salta aparece como la provincia con la tasa más alta de femicidios (13,78 cada mil habitantes), seguida por Santiago del Estero (13,30) y Jujuy (11).
Asimismo, las estadísticas muestran que casi el 66% de las víctimas tenían entre 19 y 50 años. El 26,69% fueron baleadas; el 23,57 %, apuñaladas, y el 15,51 %, golpeadas. En tanto, 6 de cada 10 agresores pertenecían a una fuerza de seguridad.
En este marco, también murieron un total de 303 niños y hombres víctimas de femicidios vinculados, o sea que fueron asesinados por intentar defender a una víctima o como castigo a una mujer.

«Necesitamos profundizar en políticas públicas integrales, pero también el cambio cultural porque en tanto se siga considerando a las mujeres como un objeto de pertenencia, no vamos a cambiar», dijo Ada Rico, presidenta de La Casa del Encuentro, en diálogo con la agencia de noticias estatal Télam. Y agregó: «Lo más problemático es que en 11 años no se ha podido hacer descender el índice de violencia contra las mujeres, que se ha sostenido casi sin cambios».

http://extranews.com.ar/femicidio-una-triste-realidad-pesar-los-avances-las-luchas-aun-no-se-logra-frenar/


www.airedesantafe.com.ar

Femicidios: 3.717 hijos perdieron a sus madres en los últimos once años
Las cifras fueron recolectadas por la Asociación Civil Casa del Encuentro. Desde el 2008 al 2019 se contabilizaron 3.000 femicidios, uno cada 32 horas. El estudio asegura que el índice de violencia no disminuye y se sostiene.
En el marco de la quinta marcha “Ni una Menos”, la Asociación Civil Casa del Encuentro dio a conocer las estadísticas que abarcan desde 2008 hasta el 2019. Los números recolectados aseguran que casi 3.000 mujeres, una cada 32 horas, fueron víctimas de femicidios y más de 3.500 hijos e hijas perdieron a sus madres como consecuencia de estos asesinatos, el 64% menores de edad en los últimos 11 años, según el informe.
La ONG contabilizó 2.952 mujeres asesinadas por la violencia machista y 3.717 hijos e hijas que perdieron a sus madres entre el 2008 y el 2019. Estos datos corresponden al informe de “Investigación de Femicidios en Argentina “y fueron recopilados a partir de las agencias Télam y DyN y 120 diarios de distribución nacional y/o provincial”, destaca el documento.
“Lo más problemático es que en 11 años no se ha podido hacer descender el índice de violencia contra las mujeres, que se ha sostenido casi sin cambios”, dijo a Télam Ada Rico, presidenta de La Casa del Encuentro. “Necesitamos profundizar en políticas públicas integrales, pero también el cambio cultural porque en tanto se siga considerando a las mujeres como un objeto de pertenencia, no vamos a cambiar”, agregó.
Por otro lado, Rico destacó las “excelentes leyes” que el país fue dictando para prevenir y combatir la violencia machista, pero cuestionó el obstáculo que en su cumplimiento representa muchas veces el Poder Judicial, que “sigue siendo sexista y patriarcal”.
El informe mostró también que más del 62% de los femicidas fueron esposos, parejas o novios de las víctimas al momento de cometer el crimen o lo habían sido con anterioridad; mientras casi el 16% no tenían vínculo, el 11% fueron familiares, y 8% eran vecinos o conocidos.
Las estadísticas muestran también que casi el 66% de las víctimas de esta forma extrema de violencia de género tenían entre 19 y 50 años de edad.
Por otro lado, la provincia de Salta es la que concentra la tasa más alta de femicidios (13,78), seguida por Santiago del Estero (13,30) y Jujuy (11); mientras que la menor incidencia se registra en la Ciudad de Buenos Aires, con sólo 4,36 de estos crímenes cada 100 mil habitantes.
Además, entre 2008 y 2019 un total de 303 niños y hombres murieron víctimas de femicidios vinculados, es decir, fueron asesinadas al intentar impedir la agresión o con el objeto de castigar y destruir psíquicamente a la mujer que consideran de su propiedad. Respecto a las modalidades del hecho, el 26.69% fueron baleadas; el 23,57 %, apuñaladas; y el 15,51 %, golpeadas.
En cuanto a los escenarios de los femicidios, más del 63% de los hechos se registraron en una vivienda; mientras que casi el 11 % de estos asesinatos se produjeron en el campo, terrenos descampados o parques, el casi el 8% en la vía pública y casi el 4% en ríos, arroyos, diques o zanjones.
Otros datos destacados de la investigación: el 14 por ciento de las víctimas habían denunciado previamente a sus agresores, el 3% estaban embarazadas, el 10% tenía indicios de abuso sexual, casi el 3% eran víctimas de trata o prostitución y el 4% eran migrantes.
En cuanto a los femicidas, casi 6 de cada 10 pertenecían a alguna fuerza de seguridady el 18 por ciento del total de agresores se suicidó luego de cometer el homicidio.

https://www.airedesantafe.com.ar/noticias-nacionales-argentina/femicidios-3717-hijos-perdieron-a-sus-madres-en-los-ultimos-once-anos/


www.larepublica.pe

Argentina: mujer policía fue asesinada por su pareja delante de su hija

Mujer recibió un balazo en la cabeza en medio de una discusión con su pareja, quien también era policía. Feminicidio ocurrió en Claypole, Argentina.

El asesinato de una mujer policía a manos de su pareja ha conmocionado en la ciudad de Claypole, Argentina. El hecho ocurrió el último miércoles en la vivienda de la víctima, donde vivía con su pareja, quien también era efectivo policial, y frente a su hija de solo 8 años.
De acuerdo con las primeras investigaciones, Melisa Navarro mantuvo una discusión con su pareja Damián Rubén Benítez antes de la tragedia.
En esas circunstancias, según pesquisas de la policía de Argentina, el policía extrajo su arma y, en medio de un forcejeó, mató a su pareja de un disparo en la cabeza.
Tras el hecho, la cuñada de la víctima llamó al 911 desde la vivienda donde había ocurrido el hecho y señaló que la mujer se encontraba tendida en el piso de la cocina por un disparo efectuado por su hermano.
Inmediatamente, la policía de Argentina acudió al lugar, pero nada pudieron hacer por la mujer, quien se encontraba muerta. El hombre quedó detenido y al ser interrogado dijo a los investigadores que que se “escapó” el tiro.
Actualmente, el hombre se encuentra detenido para que se investigue el caso en profundidad. Se desconocen con exactitud los motivos por los cuales habría efectuado el disparo.

Violencia de género en Argentina

La violencia de género va en aumento en Argentina. En 2018, un feminicidio fue cometido en ese país cada 32 horas, de acuerdo al último informe de La Casa del Encuentro, presentado en marzo pasado en la Cámara de Diputados de la Nación.
El 17,4% de las víctimas fueron menores de 18 años; el 28,8% de entre 19 a 30 años, el 31,7% corresponde a víctimas de entre 31 a 50 años y el 21,0% de las víctimas tenía más de 50 años. Dentro del rango de víctimas menores de 18 años, se destacan 27 casos de niñas menores de 12 años.

https://larepublica.pe/mundo/1470438-argentina-mujer-policia-asesinada-balazo-cabeza-frente-hija-claypole-feminicidio-atmp


www.perfil.com

CIPPEC coorganizó el encuentro en el cual jóvenes y adolescentes debatieron y crearon contenidos sobre educación sexual integral para una plataforma digital.
Alejandro Biondi, analista del programa de Protección Social de CIPPEC, participó el 15 de diciembre del encuentro “Jóvenes por la ESI”, una jornada participativa para jóvenes y adolescentes organizada por CIPPEC y una red de organizaciones con trabajo en derechos sexuales y reproductivos y políticas públicas de salud integral en la adolescencia.
El objetivo del evento fue que los adolescentes y jóvenes debatieran y crearan contenidos sobre educación sexual integral, para una plataforma digital. Durante la jornada, Biondi integró la mesa de expertos en ESI que respondió las consultas de los adolescentes y jóvenes. Del encuentro también participaron representantes de Amnistía Internacional, ACIJ, ELA, FEIM, FUSA, La Casa del Encuentro, 100% Diversidad y Derechos e Infancia en Deuda.

https://www.cippec.org/encuentro-jovenes-por-la-esi/


www.perfil.com

EL PICO MAS ALTO FUE EN EL AÑO 2011 CON 27 CASOS - 21 abril, 2019
Femicidios infantiles: matan a una nena por mes y muchos de los asesinos son familiares
Nadia Galán
Redactora de Policiales de Diario Perfil.

Según datos de la ONG La Casa del Encuentro, hubo 180 crímenes entre 2008 y 2018. Las víctimas no superan los 12 años. El último hecho ocurrió esta semana en La Rioja.
Sabina fue a comprar pan a una cuadra de su casa en el sur de la capital riojana y no volvió. La encontraron muerta y había sido abusada sexualmente. Tenía 11 años. No es la única. Casi doscientas nenas fueron asesinadas desde 2008, unas 16 por año. El femicidio infantil duele. Son nenas que no superan los 12 años y encontraron la muerte en manos de un hombre que las vio como objeto e hizo de su cuerpo lo que quiso.
Según datos de la ONG La Casa del Encuentro, que reportan los femicidios desde 2008, se produjeron, desde entonces, 180 asesinatos de niñas hasta el año pasado, lo que arroja un promedio de un caso por mes. El mayor pico de femicidios infantiles se dio en 2011. Allí la asociación civil contabilizó 27 asesinatos de nenas. El número más bajo se registró en 2016 con once hechos. Sabina fue atacada por un desconocido, que la violó y mató. Judith Palma (9) estaba vendiendo bollos de pan en Salta cuando unos hombres la llamaron desde una casa. Le dijeron que querían comprarle lo que la pequeña estaba comercializaba para ayudar a su familia. Tres hombres fueron condenados por el abuso y asesinato de la nena. En ambos casos, los femicidas eran desconocidos para la víctima. Sin embargo, en una gran cantidad de hechos, el atacante y asesino forma parte del círculo más cercano de la menor: un padre, un padrastro o familiar.
(…)
 “En la generalidad de estos femicidios es un familiar el agresor. Quien debe protegerlas termina asesinando. En un porcentaje muy alto fueron los padrastros”, explica Ada Rico de la Casa del Encuentro a este diario. El cuerpo de Leonela Aguirre (10) fue encontrado en un contenedor de basura en Puerto Madryn, Chubut. Su femicida fue un menor de edad y por ende inimputable. Lo mismo sucedió con Estefanía Bonome (9). Ella fue asesinada por su primo de 15 años en José Mármol. Desde 2008 a 2018 se produjeron 2952 femicidios en total, según las estadísticas de la ONG basada en reportes periodísticos. El 6% corresponde a la franja etaria infantil. De las 180 nenas asesinadas, 35 no superaban los dos años.

(…)
 “Estos femicidas no asesinan a la mujer, pero la destruyen. La destruyen psicológicamente. El objetivo que tiene el agresor es castigar y destruir a la mujer”, explica Ada Rico presidenta de la ONG La Casa del Encuentro. Los femicidios vinculados incluyen a “las personas que fueron asesinadas al intentar impedir el ataque o quedaron atrapadas ‘en la línea de fuego’” y a las “personas con vínculo familiar o afectivo con la mujer, que fueron asesinadas con el objeto de castigar y destruir psíquicamente a la mujer a quien consideran de su propiedad”. Entre 2008 y 2018, la Casa del Encuentro registró 466 femicidios vinculados (160 mujeres y 306 varones). De los cuales, 181 eran menores.
“En 2008 realizamos el primer informe sobre femicidios y notamos que en casos en que el padre mataba a los dos hijos, a las nenas las incluíamos y a los varones no. Entonces entendimos que se trataban de femicidios vinculados porque el objeto primario seguía siendo esa mujer considerada objeto de propiedad. El asesinato de los hijos era otra manera de matarla”, detalla Rico. Caso emblemático. Tomás Dameno Santillán fue asesinado por la ex pareja de su madre en la ciudad bonaerense de Lincoln en 2011. Tenía 9 años. Adalberto Cuello lo emboscó a unas cuadras del colegio del nene, lo subió al auto y lo asesinó. Susana no quería volver a convivir con Adalberto, con el que tenía un bebé en común en ese momento. Para vengarse de su ex pareja la atacó en donde más le dolía: su hijo. Fue condenado a perpetua.

https://www.perfil.com/noticias/policia/femicidios-infantiles-matan-a-una-nena-por-mes-y-muchos-de-los-asesinos-son-familiares.phtml


www.diariosanrafael.com.ar

Violencia de género: otra materia pendiente como sociedad
8 abril, 2019

De un tiempo a esta parte, uno de los temas que más preocupa a las autoridades relacionadas con la seguridad provincial (Ministerio de Seguridad, Poder Judicial, fuerzas policiales) es la imposibilidad de bajar los números de casos relacionados con la violencia de género contra las mujeres.

De hecho, el año pasado mostró una duplicación de femicidios respecto a 2017 (14 contra 7) y en lo que va de 2019 ya tenemos 4 más. En cuanto a las denuncias por violencia contra las mujeres, sumaron 2.379 durante el año que pasó.
El luctuoso fenómeno tiene su correlato a nivel nacional: el año pasado ocurrió un femicidio cada 32 horas, según el Informe de Investigación de Femicidios en Argentina 2018, realizado por el Observatorio de Femicidios Adriana Marisel Zambrano, Asociación Civil La Casa del Encuentro.
A la hora de analizar los números, algunos especialistas estiman que el mayor grado de crispación que observa la sociedad en general ha llevado a que, por correlación, más casos de violencia de género se registren en la actualidad respecto a épocas pasadas. Otros, en cambio, aseguran que el aumento en los guarismos obedece a que son más las mujeres que actualmente se animan a denunciar las situaciones que ponen en riesgo su integridad. Eso sí, los números de mujeres muertes y heridas son objetivos y palmarios.
Sea cual fuere la causa, llama la atención y preocupa mucho la cantidad de hechos violentos contra las mujeres que se presentan día a día, desde acciones psicológicas de presión hasta la muerte de las víctimas.
Los estudiosos del fenómeno sostienen que la educación resultará fundamental para lograr revertir estas conductas. Educar (y educarnos) en valores de igualdad, desterrar estereotipos y roles en función del sexo, rechazar toda forma de discriminación, inculcar el respeto hacia los demás y potenciar la igualdad real entre hombres y mujeres parecieran ser la clave para lograr una evolución que, por ahora, no podemos conseguir.

https://diariosanrafael.com.ar/violencia-de-genero-otra-materia-pendiente-como-sociedad-159560/


www.diarionorte.com

Poner fin a la violencia contra las mujeres

La violencia contra las mujeres y las niñas es, en la actualidad, una de las violaciones de los derechos humanos más extendidas, persistentes y devastadoras del mundo. 
25 de Marzo, 2019

Frente a este preocupante panorama la Organización de Naciones Unidas y la Unión Europea unieron esfuerzos para luchar contra este flagelo y lanzaron Spotlight, un programa de alcance mundial para promover un cambio cultural en las sociedades y prevenir estas violencias y su forma más extrema: el femicidio.
La ONU y la Unión Europea acaban de presentar esta iniciativa en nuestro país, que es el único de América del Sur donde se aplicará el programa que impulsa la alianza entre el organismo internacional y la unión regional. Según se informó, en la Argentina en un plazo de dos años se invertirán 6 millones de dólares de fondos internacionales aportados por esta alianza para combatir todas las formas de violencia contra las mujeres.
Vale recordar que este flagelo ha adquirido una magnitud preocupante en el país, donde se registra un asesinato por motivos de género cada 30 horas. Otros países latinoamericanos donde también se aportarán fondos para poner en marcha este programa son El Salvador, Guatemala, Honduras y México, que poseen preocupantes indicadores de violencia doméstica, violencia sexual, trata de personas y explotación sexual.
En nuestro país el programa se aplicará en las provincias de Jujuy, Salta y Buenos Aires, que son las jurisdicciones que figuran entre las que registran las más altas tasas de violencia contra las mujeres en la Argentina. Los fondos aportados serán destinados a realizar campañas de prevención en escuelas y barrios, y cortos publicitarios difundidos a través de medios de comunicación y redes sociales para generar conciencia, especialmente en los varones, sobre la necesidad erradicar la violencia contra las mujeres.
Algunas cifras revelan la gravedad del problema en la Argentina: según un informe de la asociación civil La Casa del Encuentro, entre los años 2008 y 2017 hubo 2.679 femicidios; en la última década 3.378 chicos sufrieron la pérdida de sus madres por este tipo de violencia extrema; mientras más de la mitad de las mujeres que perdieron la vida fueron asesinadas en su hogar. Hasta no hace mucho, todos estos crímenes eran caracterizados como “crímenes pasionales” ocurridos en un contexto de “violencia doméstica”, es decir que -según esa perspectiva- eran problemas del mundo privado de las parejas que debían resolverse en ese ámbito.
En los últimos años, en cambio, gracias al trabajo de organizaciones de defensa de los derechos de las mujeres que promovieron la visibilización de este grave problema para avanzar a la vez con el reclamo para que se produzca un cambio en el lenguaje y para que el tema sea un asunto de interés público, se ha tomado conciencia de la necesidad de erradicar la cultura de violencia.
De esta manera, hoy ya no se pone en duda que el concepto de “femicidio” permite visibilizar las muertes violentas de mujeres por razones de género. Pero falta todavía mucho camino por recorrer. Es necesario que el conjunto de la sociedad logre alcanzar una comprensión más acabada de este complejo fenómeno y sus causas.
Es importante que se hagan visibles, y se rechacen, todas las formas de violencias contra las mujeres, tanto las físicas que suelen ser las más evidentes, como las simbólicas, psicológicas y económicas, por citar solo algunas.
En la Argentina está vigente la ley nacional 26.485 de Protección Integral para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra las mujeres. El objeto de esta norma no es otro que el de promover y garantizar la eliminación de la discriminación entre mujeres y varones en todos los órdenes de la vida; y también asegurar el derecho de las mujeres a vivir una vida sin violencias.
Es necesario que, más allá de los gobiernos de turno, la Argentina avance con nuevas políticas púbicas que estén destinadas a brindar un marco integral de protección a todas las mujeres y niñas, y también a reducir las brechas existentes entre los derechos de varones y mujeres, con el fin de sentar las bases para la construcción de una sociedad que respete la dignidad de todas las personas, en un marco de pluralidad e igualdad en todos sus ámbitos.

https://www.diarionorte.com/article/177386/poner-fin-a-la-violencia-contra-las-mujeres


www.ambito.com

8M: referentes feministas detallan sus principales reclamos
08 Marzo 2019
Mujeres de diferentes ámbitos detallaron a ámbito.com sus pedidos y expectativas en el marco del Día Internacional de la Mujer. Por Guadalupe Rivero

El tercer Paro Internacional de Mujeres se realiza hoy en Argentina en medio de reclamos que se harán visibles en las calles por parte de mujeres, lesbianas, travestis y trans que marcharán desde Congreso hasta Plaza de Mayo. Fin de la violencia machista que se ve reflejada en femicidios y travesticidios; implementación de la Ley de Educación Integral en las escuelas; aborto legal, seguro y gratuito; misma remuneración a mismo trabajo, así como basta de despidos son parte de las demandas. En diálogo con ámbito.com, referentes feministas de diversos sectores detallaron sus pedidos y expectativas.
Ada Rico, presidenta de la Asociación Civil La Casa del Encuentro
Entendemos como fundamental la existencia de medidas de prevención para poder reducir los índices de violencia hacia las mujeres. Para ello, reclamamos la asignación de presupuesto necesario para llevar a cabo las políticas de género en todas las dependencias del Estado (nacional, provincial y municipal). A su vez, creemos en la necesidad de capacitar sobre la problemática y abordar la cuestión desde el ámbito educativo. Sólo desde la educación podremos erradicar la cultura patriarcal que sostiene la violencia sexista y podremos deconstruir las bases patriarcales para lograr la igualdad sustantiva entre hombres y mujeres. Por ello, reclamamos la incorporación de la temática de violencia sexista en todas las currículas educativas de los diferentes niveles y solicitamos capacitaciones obligatorias a jueces, fiscales, abogadas, abogados, fuerza de seguridad y profesionales que trabajen con la temática de violencia de género en diferentes dependencias estatales de todo el país.
Desde el 8M de 2018 se incrementó la toma de conciencia en la sociedad sobre esta problemática. Y esto, sin duda, indica que es posible seguir avanzando hasta lograr una sociedad más justa e igualitaria para todas las personas.

Leer nota Completa: https://www.ambito.com/8m-referentes-feministas-detallan-sus-principales-reclamos-n5019778
www.perfil.com

Seguimiento en línea: cómo funcionan los dispositivos contra la violencia de género
Florencia de Sousa

Interrogantes acerca de la efectividad de los botones antipánico y las tobilleras electrónicas frente a la situación de peligro que se exponen las mujeres que denuncian a sus agresores. En 2018 hubo 273 femicidios en Argentina.

El creciente número de mujeres asesinadas en el último tiempo ocupa las páginas de diarios; sitios web, noticieros y redes sociales. En más de una ocasión se desprende que la víctima poseía un botón antipánico, o que su victimario tenía puesta una tobillera electrónica. Sin embargo, en algunos casos el crimen no se logra evitar. En 2018 2018 hubo 273 femicidios en Argentina.
 Ante esto surge el cuestionamiento acerca de cómo funcionan estos dispositivos que deben prevenir situaciones de peligro en las que puede estar expuesta la mujer y que, en algunos casos, llega a la muerte. ¿Es efectivo que una víctima de violencia de género tenga un botón antipánico y lo acciona ante una situación de peligro inminente, o resulta más conveniente que  el agresor tenga una tobillera electrónica que controle que no se acerque a la denunciante? Botones antipánico. “El botón antipánico tiene varias cuatro aristas para que el sistema funcione: el hardware (que es el botón propiamente dicho); la parte del software (que es a donde el dispositivo transmite, cuando uno lo presiona se genera una llamada telefónica y una transmisión de datos y éstos son los que se procesan en el centro de monitoreo y activan la respuesta. Está además la parte de recursos humanos, que es quien da el soporte; y por último la sim card que es lo que da conectividad, que eso depende de una empresa de telefonía” explicaron a PERFIL especialistas de monitoreo.
En ese marco, destacan: “Muchos de los problemas que surgen a veces es con éste último, con la conectividad. Puede suceder que haya problema de datos y que los mensajes no lleguen. Cuando uno aprieta el dispositivo hay dos vías: uno llega por una llamada de voz que va a una central telefónica y, en paralelo, salen los datos que llegan a la plataforma. Es muy raro que no lleguen ninguna de las dos, puede pasar que por un problema de datos llegue más tarde la información”. Funcionamiento. “El modelo genérico de botón antipánico todo el tiempo transmite información, es decir, refiere la posición de la persona aunque ésta no lo accione y cada usuaria lo configura (puede ser cada 2; 5 o 10 minutos). Cuando alguien aprieta el botón, se emite inmediatamente el alerta con la posición en ese momento”, remarcan los expertos.
Asimismo, añaden: “Ahí se tiene la georeferencia y por otro lado llega la llamada de voz que queda grabada en la central telefónica. Como ese dispositivo tiene al usuario a través de la Justicia porque fue ésta última quien dispuso que se le entregue el dispositivo a la mujer, esa llamada queda incorporada al expediente. Esto es un sistema, no sólo un botón, donde hay una denuncia y la Justicia le dice a la Policía que se le dé un dispositivo a la mujer y la capacitan acerca de cómo usarlo. El sistema como tal funciona muy bien y ha salvado muchas vidas. Eventualmente puede fallar y hay que evaluarlo, pero es una herramienta muy buena”. Tobilleras. Otro de los dispositivos que se usan ante casos de violencia de género son las tobilleras electrónicas, las cuales le son colocadas a aquellos hombres sobre los que pesa una denuncia de restricción para con quien los denuncia. Desde la Subsecretaria de Acceso a Justicia de la Nación indicaron a PERFIL: “Los dispositivos duales para víctimas de violencia de género son herramientas de geolocalización utilizadas para garantizar el efectivo cumplimiento de medidas cautelares en el marco de procesos judiciales de violencia contra las mujeres. Los equipos se componen de dos unidades de rastreo, que se entregan tanto a la víctima como al agresor; además de un transmisor de radiofrecuencia (tobillera) que se asegura al cuerpo de este último”.
A su vez, señalaron: “El sistema permite monitorear la ubicación del agresor y la víctima, así como fijar zonas de exclusión o peligro (domicilio, trabajo, colegio de los hijos, etc). En caso de que el agresor se acerque a la víctima o a la zona de exclusión a una distancia menor a la establecida en la orden judicial, el sistema emite alertas -tanto al agresor como al Centro de Monitoreo-, lo que permite un manejo más eficaz de protocolos de mitigación de riesgo”. Y completaron: “A través de su uso, se traslada la carga del alerta, de la víctima al Estado, lo que permite que la mujer pueda recuperar su vida cotidiana. Además esta tecnología funciona como elemento de prueba en caso de que el agresor viole la orden de restricción judicial”.
El Ministerio de Justicia cedió los dispositivos duales a las provincias para que éstas los implementen localmente a partir de las solicitudes que realice el Poder Judicial correspondiente. Previamente a recibirlos, cada jurisdicción estableció un Centro de Monitoreo mediante el cual se realiza el seguimiento de las tobilleras y se aplican los protocolos correspondientes cuando se disparan las alarmas. Dichos lugares deben funcionar las 24 horas, los 365 días del año.
Eficacia y resultados.  “Desde la implementación de sistema (junio de 2018) hasta el 31 de diciembre de 2018, las provincias no reportaron casos en los que la víctima haya sido agredida físicamente mientras cargaba el dispositivo.  Pese a ello, en ese mismo periodo, los centros de monitoreo sí registraron 39 violaciones a restricciones de acercamiento o eventos de alta prioridad, los cuales fueron canalizadas en cada caso de acuerdo a los procedimientos establecidos para tal en fin en cada provincia”, precisaron desde la subsecretaría. Dispositivos entregados por provincia, según datos del ministerio de Justicia Córdoba: 100 Mendoza: 100 Salta: 55 Ciudad de Buenos Aires: 66 Provincia de Buenos Aires: 60 La Rioja: 30 Tucumán: 30 Entre Ríos: 25 La Pampa: 25 Santa Fe: 20 Chubut: 20 Neuquén: 15 San Juan: 15 Tierra del Fuego: 14 Jujuy: 5
Ada Rico, presidenta Asociación Civil La Casa del Encuentro, ONG donde reciben cerca de 200 consultas mensuales, dio su opinión sobre estos dispositivos, y si bien considera que hay que aplicar ambos, remarcó en diálogo con PERFIL: “En casos de violencia contra las mujeres, deberían aplicarse las tobilleras a los hombres, porque sino se vuelve a recaer la responsabilidad en la mujer. No entendemos por qué hay provincias donde no se está utilizando el dispositivo donde realmente controlen cuáles son los movimientos del agresor porque si le dan un dispositivo a la mujer y es ella la que tiene que hacerse responsable nuevamente del tema”. “Hay provincias que no están aplicando la tobillera y me gustaría saber por qué, dado que es un dispositivo que puede funcionar funcionar. Tenemos una justicia patriarcal; sexista y garantista, entonces hablan del control al agresor y que (el uso de la tobillera) sería como quitarle la libertad al hombre, pero ¿y a la mujer qué?”, agregó. Asimismo, Rico completó: “Con la tobillera, desde el monitoreo que hacen, controlan que está haciendo el agresor, si se acerca y si tiene un perimetral, lo van a controlar directamente a él por eso es más efectivo. Sino la mujer tiene que estar pendiente de avisar, y muchas veces por más que tengan el botón (antipánico) muchas veces no lo llegan a accionar. Lo que hay que hacer es pedirle a la Justicia que haga algo más porque no queremos que las mujeres tengan miedo y digan '¿para qué voy a denunciar a mi agresor?".
"tenemos un grupo de ayuda que se reúne los viernes, y cuando vienen las mujeres a estos encuentros uno ve que en la mesa ponen los dispositivos y los miran continuamente que no se les vaya la señal, entonces la mujer es la que tiene que estar pendiente de cuidarse con todo lo que ya de por sí cuesta realizar una denuncia, vencer la vergüenza y encontrarse con una estructura burocrática, conseguir que le otorguen una medida cautelar y cuando se la dan, ¿no se siente protegida?", ejemplificó.
En ese contexto Cinthia Amedei, una de las abogadas que trabaja para la ONG, expresó: "En las medidas precautorias está la prohibición de acercamiento y la exclusión del hogar, pero al no haber una sanción determinante cuando esas medidas se vulneran, continúa siendo casi ineficiente el sistema, entonces las tobilleras permiten hacer un seguimiento más cercano al agresor y, si se acerca a la mujer, se pueda tener un alerta. El problema es que no hay tantas, en las provincias se entregaron poquísimas y por eso sigue siendo ineficientes. El provincia de Buenos Aires entregaron 60, ¿cuántos habitantes tiene la Provincia?¿cuántas denuncias por violencia hay?
"También hay que ver cuál va a ser el criterio para entregar las tobilleras, qué monitoreo ofrecen, el cual tiene que ser el tiempo real y que alguien lo controle las 24 horas. La parte garantista del derecho va a decir que eso viola las garantías del debido proceso de la persona que lleva la tobillera, porque puede ser en un caso donde no haya sentencia firme. La realidad es que es necesario porque el agresor maneja su vida y dentro de sus tiempos aprovecha para hacerle la vida imposible a la mujer, y en los peores casos las terminan asesinadas", añadió.  Durante el año 2018 hubo 273 femicidios en el país, lo que significa que una mujer fue asesinada cada 32 horas Consultada acerca de cómo son los pasos para que una mujer pueda solicitar el botón, la letrada concluyó: "En la práctica, depende de cada jurisdicción y del equipo técnico que interviene, hay algunos que sí lo ofrecen y otros que, si no lo solicita la parte interesada, no lo entregan. En el interior del país es más complicado porque no hay dispositivos; personal idóneo, entonces no terminan dándole la entidad que tiene a la denuncia de una mujer y así llegan los femicidios". Cifras alarmantes. Durante el año 2018 hubo 273 femicidios en el país, lo que significa que una mujer fue asesinada cada 32 horas, según el último informe de la Asociación Civil La Casa del Encuentro. De acuerdo al informe anual de la entidad, presentado en la Cámara de Diputados el jueves, hubo una leve mejoría respecto al promedio de femicidios ocurridos en 2017, el que había determinado que una mujer fue asesinada cada 30 horas. Los datos fueron relevados en los medios de comunicación nacionales por el Observatorio de Femicidios en Argentina "Adriana Marisel Zambrano", que depende de la ONG y que desde hace diez años elabora este tipo de estadísticas.

Leer nota completa: https://www.perfil.com/noticias/sociedad/como-funcionan-dispositivos-contra-violencia-de-genero.phtml
www.elpatagonico.com

En 2018 hubo 273 femicidios y femicidios vinculados
08 marzo 2019
El informe de la Casa del Encuentro

Durante 2018, se cometió un femicidio cada 32 horas. El dato surge de un informe que la Casa del Encuentro presentó ante la Cámara de Diputados de la Nación. Según relevó este estudio, en el último año hubo 273 víctimas de femicidios y femicidios vinculados de mujeres y niñas y 35 femicidios vinculados de hombres y niños. Además de las muertes, estos crímenes dejaron un saldo de 339 hijos sin madre, 68 por ciento de los cuales son menores de 18 años.
El estudio, que se basó en datos recopilados de las Agencias informativas Télam y la ahora ya cerrada DyN y de 120 diarios de distribución nacional o provincial, abarca el periodo comprendido entre el 1 de enero y 31 de diciembre de 2018.
Según indicó el informe, en 2018 se cometió un femicidio cada 32 horas. Estos números muestran una mejoría –aunque muy leve– respecto al promedio del año anterior, cuando se cometía un femicidio cada 30 horas.
Otro dato que aportó Casa Encuentro en su estudio es que la mayoría de los femicidios que se llevaron a cabo el año pasado fueron cometidos por hombres entre 31 y 50 años, mientras que la mayoría de las mujeres víctimas de estos crímenes de género tenían entre 19 y 50 años.
(…)
 “Desde La Casa del Encuentro estamos convencidas que el camino del aporte en la lucha contra la violencia de género es el diálogo y la articulación permanente de los diferentes sectores sociales, empresariales, políticos, estudiantiles, gremiales con el único objetivo de desterrar de nuestra sociedad la violencia sexista y en la búsqueda permanente de la igualdad de oportunidades y derechos para todas las personas”, señaló Ada Rico, Presidenta de la Asociación Civil La Casa del Encuentro.
El informe fue realizado por el Observatorio de Femicidios en Argentina “Adriana Marisel Zambrano” y dirigido por la Asociación Civil La Casa del Encuentro, con el apoyo de Fundación AVON, la Dirección General de la Mujer y Fortalecimiento de la Sociedad Civil del Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat de la Ciudad de Buenos Aires y la Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires.
El estudio, además, contó con el apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, la embajadora de la Unión Europea, Aude Maio-Coliche y la ministra de Desarrollo Humano de la Ciudad de Buenos Aires, Guadalupe Tagliaferri.

Leer nota:
https://www.elpatagonico.com/en-2018-hubo-273-femicidios-y-femicidios-vinculados-n5019768


www.diarioextra.com

Internacionales
273 femicidios en argentina Durante el 2018

Buenos Aires. (EFE) - Argentina registró 273 feminicidios y feminicidios vinculados en 2018, 1 cada 32 horas, lo que supone un descenso con respecto a años anteriores, según el informe anual que presentó este jueves, ante la Unión Europea y ONU Mujeres, el Observatorio Marisel Zambrano coordinado por La Casa de Encuentro.
“Estos años teníamos una mujer cada 30 horas y por primera vez monitoreamos una mujer cada 32 horas (...) Eso significa que si seguimos trabajando en políticas públicas integrales de prevención podemos disminuir aún más hasta lograr erradicarlos (los feminicidios)”, declaró a Efe Ada Rico, directora de la Casa del Encuentro y del Observatorio, tras una rueda de prensa en la Cámara de Diputados.
El término ‘feminicidio vinculado’ hace referencia a personas que fueron asesinadas por el feminicida al momento en que trataban de impedir el femicidio” o “con un vínculo familiar o afectivo con la mujer, con el objetivo de castigarla”, expone el informe.

http://www.diarioextra.com/Noticia/detalle/384019/273-femicidios-en-argentina


www.elesquiu.com

UN PROGRAMA GLOBAL PRESENTE EN ARGENTINA
Cómo trabaja la Iniciativa Spotlight para combatir la violencia de género

Los escalofriantes números de femicidios y otras agresiones motivaron la acción conjunta.
miércoles, 20 de marzo - Spotlight - Violencia de género

La Iniciativa Spotlight, impulsada por la Unión Europea (UE) y las Naciones Unidas para la eliminación de la violencia contra las mujeres y niñas en América Latina, fue lanzada originalmente en la ciudad de Nueva York en el marco de la Asamblea General de las Naciones Unidas. Se trata de una alianza global, plurianual, que realizará una inversión inicial de 500 millones de euros en el mundo, de los cuales 55 millones serán destinados a América Latina. 

A través de esta iniciativa se pretende la implicación y participación de gobiernos, grupos de lucha por los derechos de las mujeres y de la sociedad civil. 
En América Latina la iniciativa se concentra en la eliminación de la manifestación más extrema de la violencia, el femicidio, y es implementada en cinco países: Argentina, El Salvador, Guatemala, Honduras y México. Tan solo en 2016 (última estadística regional oficial) hubo 2813 femicidios en México, 466 en Honduras, 349 en El Salvador, 254 en Argentina y 211 en Guatemala.
La Iniciativa Spotlight fue presentada en un acto realizado en la sede de Naciones Unidas por autoridades de distintos países, quienes resaltaron que se trata de una iniciativa que nace ante el número alarmante de casos de violencia de género en la región: 14 de los 25 países con las tasas más altas de feminicidio están en Latinoamérica. 
Además por Argentina estuvieron presentes el Coordinador Residente del Sistema de las Naciones Unidas en el país y Ada Rico, presidenta de la organización La Casa del Encuentro. 
“Esta iniciativa reafirma nuestro compromiso para la eliminación de todas las formas de violencia contra las mujeres y niñas para el año 2030”, aseguró Mohammed y recordó que los cinco países seleccionados “mostraron el coraje político de enfrentar y terminar con los femicidios, un crimen que le cuesta la vida a 12 mujeres por día en América Latina”. 
Se destacó que cuando se trata de violencia contra las mujeres “ningún país es inmune a esta situación” y por ello “es necesario aunar esfuerzos”. Y se completó: “Esta es la posibilidad de marcar una diferencia, no solo en las vidas de las mujeres, sino también en la de los hombres y toda la sociedad”. 
Añadieron que “matar a una mujer por el mero hecho de ser una mujer es el crimen más indignante que uno puede concebir” y reiteró el compromiso para trabajar con autoridades y organizaciones de otros países para actuar contra las “raíces del feminicidio”. Esas raíces, recordó, están a menudo en las actitudes patriarcales, la misoginia o el sexismo.
Las autoridades de los países involucrados destacaron los proyectos locales que están en marcha para mejorar la situación de mujeres y niñas que sufren violencia, los esfuerzos para adaptar las leyes nacionales para favorecer un marco coordinado entre los diversos actores de lucha y erradicación de este flagelo y reafirmaron su apoyo a esta iniciativa que prevé inversiones específicas a gran escala en Asia, África, América Latina, el Pacífico y el Caribe con el fin de mejorar considerablemente las vidas de las mujeres y las niñas. 
(…)
Spotlight en Argentina
La iniciativa en Argentina tiene alcance nacional y provincial, y las provincias elegidas para participar, seleccionadas según diversos criterios como la tasa y números absolutos de femicidios, otras desigualdades sociales y la estructura institucional disponible, son Salta, Jujuy y Buenos Aires. 

Leer nota completa:
https://www.elesquiu.com/sociedad/2019/3/20/como-trabaja-la-iniciativa-spotlight-para-combatir-la-violencia-de-genero-

317758.html


  www.cronica.com.ar

273 mujeres asesinadas en 2018
La cifra se desprende de un informe de la Cámara de Diputados. Además, creció el número de las denuncias por noviazgos violentos.

Una mujer cada 32 horas fue asesinada por un hombre en 2018, indicó un relevamiento llevado a cabo por el Observatorio de Femicidios “Adriana Marisel Zambrano” y por la Asociación Civil La Casa del Encuentro. Una cifra por demás preocupante, pero que registra un descenso del índice de femicidios en la última década. A pesar de ello, las entidades de género convocan a una labor articulada con diferentes organismos y organizaciones en pos de la igualdad de derechos.
De acuerdo al relevamiento difundido por el observatorio, se produjo un femicidio cada 32 horas en 2018. Ada Rico, directora de La Casa del Encuentro, señaló a Crónica que “aunque la cifra sigue siendo preocupante, notamos un descenso porque durante diez años una mujer moría cada 30 horas producto de la violencia de género”. No obstante, Rico,  dejó en claro que “lo que más nos intranquiliza es el factor cultural y que los hombres agresores tienen que entender que no les pertenecemos. Pero vemos en los jóvenes un cambio de paradigma, los vemos en las marchas reclamando por nuestros derechos. Están comprendiendo que una relación de pareja no se resuelve con violencia". Aún así, en enero pasado hubo un total de 27 femicidios. 
-
En el informe también se refleja una consecuencia escalofriante del femicidio: cada 26 horas un niño queda huérfano, en muchos casos de ambos padres, puesto que el asesino posteriormente se quita la vida. En total,  2600 menores en una década. “El círculo familiar se destruye, tanto de la víctima como del victimario. Hemos dado un paso importante con la Ley Brisa que contempla un haber, similar al jubilatorio, para los chicos que perdieron a su madre, y atención médica integral, que comprende contención psicológica para sobrellevar la pérdida", reflexiona Rico. 

https://www.cronica.com.ar/info-general/Alarmante-273-mujeres-asesinadas-en-2018-20190307-0046.html


  www.clarin.com

Lo presentan este lunes

Un cuerpo de abogados del Estado defenderá gratis a víctimas de violencia de género
Por ahora trabajarán en las 13 provincias que consideran más vulnerables.

Por MARIANA IGLESIAS

Según el Indec, en los últimos cinco años se registraron 576.360 casos de violencia en el país. La Oficina de Violencia Doméstica de la Corte Suprema atiende unas mil denuncias por mes. La asociación civil La Casa del Encuentro da cuenta de un femicidio cada 30 horas. A fines de 2015 se sancionó la Ley Nacional 27.210, que preveía crear un Cuerpo de Abogadas y Abogados para Víctimas de Violencia de Género de todo el país. Tres años después, se presentan los primeros trece profesionales de este cuerpo: doce abogadas y un abogado. Atenderán las demandas de trece jurisdicciones. Un abogado para cada provincia. El resto del país debe seguir esperando. 
La Ley Nacional 26.485 de Protección integral para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra las mujeres establece que el Estado debe garantizarles a las víctimas el acceso a la Justicia. La ley es de marzo de 2009. El patrocinio jurídico gratuito es, además, un reclamo que los movimientos de mujeres vienen pidiendo desde hace años y que se repiten en cada movilización. 

Leer nota completa: https://www.clarin.com/sociedad/cuerpo-abogados-gobierno-defendera-gratis-victimas-violencia-genero_0_kK0ctFjwh.html
  www.clarin.com

Superliga
Los jugadores de Gimnasia posaron con una remera en contra de los femicidios

Antes del partido ante Newell's, los futbolistas homenajearon a las mujeres que fueron asesinadas en los primeros meses del año.

El fútbol en diversas oportunidades puede ser un puente para los distintos problemas sociales que ocurren en el día a día de nuestro país. Gimnasia y Esgrima La Plata fue un ejemplo en la tarde de este viernes: los jugadores salieron al terreno de juego con una remera negra y los nombres de todas las mujeres asesinadas en lo que va del año. 

La campaña en contra de los femicidios fue impulsada por el Área de Género del Club, junto a diversos deportistas de la institución que acompañaron al plantel profesional en la salida al campo de juego antes de disputar el duelo ante Newell's, por la Superliga.
El plantel de fútbol femenino también se sumó a la clásica foto del equipo ante los reporteros gráficos, con el fin de darle una mayor trascendencia a la iniciativa generada por el Tripero y visibilidad al reclamo por políticas que protejan a las mujeres de la violencia de género.
Según la Procuración general de la Corte Suprema una mujer es asesinada cada cuatro días en la provincia de Buenos Aires. En 2018 se cometieron 273 femicidios, de las cuales 40 de las víctimas eran niñas y adolescentes, muchos de esos asesinatos fueron perpetrados por las parejas o ex parejas. Desde 2008, la Casa del Encuentro (una asociación civil que lucha por los derechos humanos de las mujeres, niñas, niños y adolescentes) registra más de 3.000 femicidios y en lo que va del año ya hay más de 50 casos.

La iniciativa del club platense no es la única en contra los femicidios. En 2018, Central Ballester, club de la Primera D, salió a la cancha con una leyenda en su camiseta: "Ni Una Menos", idea que nació desde los dirigentes más jóvenes de la entidad y en los días previos al Día Internacional de la Mujer del 8 de Marzo del año pasado. 

https://www.clarin.com/deportes/futbol/futbol-de-primera/jugadores-gimnasia-posaron-remera-femicidios_0_apLHT34yT.html


  www.adnsur.com.ar

Chubut es la tercera provincia con mayor tasa de femicidios del país
Así lo indica un informe que fue presentado en el Congreso por la Asociación Civil La Casa del Encuentro.

10 DE MARZO DE 2019
COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) -   Un informe presentado el jueves en el Congreso por la Asociación Civil La Casa del Encuentro indica que Chubut es la tercera provincia con mayor tasa de femicidios (2,01) cada 100 mil mujeres, por detrás de Neuquén (2,15) y Tucumán (2,03), informó La Nación.
El trabajo registra 6 femicidios en la provincia durante 2018, cuando se produjeron 273 muertes de mujeres por violencia machista. Y según indica en Tierra del Fuego y Santa Cruz no hubo femicidios. Mientras que en Río Negro se produjeron 5 y en Neuquén 7.
La mayor cantidad de muertes de mujeres en casos de violencia machista se dio en Buenos Aires donde se registraron 93 casos. Y Santa Fe y Córdoba registraron 27 y 24 casos.
Luego de Chubut otras provincias afectadas por esta problemática son Corrientes, Salta y Mendoza.
La estadística se realiza desde 2007 y se ha convertido en la principal referencia sobre la problemática en el país, se contabilizan tanto los femicidios directos como los "vinculados", que incluyen a las personas asesinadas por el femicida, tanto a las que intentan impedir el asesinato o quedan atrapadas "en la línea" de ataque, o a aquellas víctimas con algún tipo de vínculo familiar o afectivo con la mujer objeto de la agresión primaria que son asesinadas por el femicida con el objetivo de castigar y destruir psíquicamente a quien consideran "de su propiedad", indicó La Nación.

https://www.adnsur.com.ar/policiales---judiciales/chubut-es-la-tercera-provincia-con-mayor-tasa-de-femicidios-del-pais_a5c8650db0e052419ad4283f4


  www.agendarweb.com.ar

En 2018 hubo 273 femicidios y 338 niños y niñas se quedaron sin madre

Durante el año 2018 hubo 273 femicidios en el país, lo que significa que una mujer fue asesinada cada 32 horas, según el informe anual de la Asociación Civil La Casa del Encuentro. De acuerdo a ese informe, que fue presentado el jueves pasado en la Cámara de Diputados de la Nación, hubo una leve mejoría respecto al promedio de femicidios ocurridos en 2017, cuando una mujer fue asesinada cada 30 horas.

En el trabajo se señala que 339 niños y niñas se quedaron sin madre, de los cuales 233, son menores de edad. En 113 casos los asesinos fueron esposos, parejas, novios; en 60, ex esposos, ex parejas, ex novios; en 26, vecinos o conocidos; en 23, otros familiares; en 13, padrastros; en 12, hijos; en 22, sin vínculo aparente; y 4 por femicidio estatal.
Con respecto a la edad de las víctimas, en más de la mitad de los casos las mujeres tenían entre 19 y 50 años; mientras que el lugar más habitual donde ocurrieron los crímenes fue en la vivienda de las asesinadas; y los elementos más utilizados fueron las armas de fuego y las armas blancas.
En cuanto a las provincias con más femicidios, Buenos Aires se ubicó en el primer lugar con 93 casos, seguida por Santa Fe con 27, luego Córdoba con 24, Tucumán con 17, Mendoza con 16, y Salta con 12. Durante 2018 no se registró ningún caso en las provincias de Tierra del Fuego ni en Santa Cruz.
En la presentación del informe, las autoridades de La Casa del Encuentro remarcaron ante el Congreso la necesidad de contar con asignación de presupuesto con perspectiva de género en todas las áreas del Estado; la elaboración de estadísticas oficiales sobre violencia sexista; y la Ley Nacional para que las personas denunciadas por violencia no accedan o no ejerzan cargos públicos en el Estado.
Además, se pidió por la plena implementación de la Ley Micaela y de la Ley de Paridad; así como también del protocolo ILE (Interrupción Legal del Embarazo); y por la inclusión de la licencia por violencia de género en la Ley de Contrato de trabajo y Convenios Colectivos de Trabajo, entre otros puntos.

https://agendarweb.com.ar/2019/03/10/en-2018-hubo-273-femicidios-y-338-ninos-y-ninas-se-quedaron-sin-madre/


  www.tvpublica.com.ar

Violencia de género
En 2018 se produjo un femicidio cada 32 horas

Un femicidio cada 32 horas fue cometido en Argentina durante 2018, según el último informe de La Casa del Encuentro, presentado en la Cámara de Diputados de la Nación, con el apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).
8 de marzo de 2019

Los números muestran una leve mejoría respecto al promedio del año anterior, cuando una mujer era asesinada en algún contexto de violencia de género cada 30 horas.
Los datos fueron elaborados por el Observatorio de Femicidios en Argentina Adriana Marisel Zambrano, dependiente de la Casa del Encuentro y que desde hace diez años elabora estadísticas relacionadas a los asesinatos de mujeres vinculados con la violencia de género en el país.
El informe contó con el apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD); la embajadora de la Unión Europea, Aude Maio-Coliche y la ministra de Desarrollo Humano de la Ciudad de Buenos Aires, Guadalupe Tagliaferri.
La presentación se realizó en el salón Delia Parodi de la Cámara de Diputados con un panel integrado por la diputada radical por Jujuy, Alejandra Martínez, presidenta de la comisión de Familia de la Cámara baja; Aude Maio Coliche, embajadora de la Unión Europea en Argentina; Florence Anne Raes, representante de la ONU Mujeres en Argentina, y la ministra Tagliaferri.
También participaron del panel el Defensor del Pueblo de la Ciudad, Alejandro Amor; la directora de la Fundación Avón, Florencia Yanuzzio; Valeria Colombo, de la Asociación Civil Casa del Encuentro, y la presidenta de La casa del Encuentro, Ada Rico.
“Celebramos que estos once años de estadísticas hayan sido presentadas junto a la ONU Mujeres. Es importante porque demuestra un reconocimiento a la seriedad del trabajo que venimos realizando”, aseguró Rico.
Para la titular de la Casa del Encuentro, “no es menor que hayamos descendido en las estadísticas porque es la primera vez en estos once años que ocurre”.
Sin embargo, agregó que “para poder seguir disminuyendo estos índices necesitamos un cambio cultural y en el Poder Judicial, para dejar de lado las connotaciones sexistas y de carácter patriarcal; si no va a ser muy difícil”.
De acuerdo a la investigación que reúne datos recogidos desde el 1º de enero al 31 de diciembre de 2018 fueron asesinadas en ese período unas 273 mujeres, de las cuales 233 eran menores de edad, en tanto que se registraron 35 femicidios vinculados de hombres y niños (acciones del femicida para intentar destruir psíquicamente a la mujer víctima de violencia de género), cifra que arrojó un total de 339 hijos sin madre.
A partir del informe, La Casa del Encuentro solicitó la asignación de presupuesto con perspectiva de género y transversalización de políticas de género en todas las áreas del Estado, tanto a nivel municipal como provincial y nacional, que identifiquen las partidas en todas las administraciones.
También se reclamó la difusión de estadísticas oficiales unificadas y completas sobre violencia sexista, la plena y efectiva implementación de la Ley Micaela de Capacitación Obligatoria en Género para todas las personas que integran los tres poderes del Estado, la de paridad de género y la creación de fueros especializados en violencia de género, entre otras cuestiones.
Además, destacaron la necesidad de otorgar un subsidio económico equivalente a una jubilación mínima por tres años a mujeres en situación de violencia, la efectiva implementación de la ley nacional de Educación Sexual Integral (ESI), y el tratamiento y sanción de la ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE).

Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe son las provincias donde más femicidios hubo el año pasado: suman la mitad de las mujeres asesinadas, pero si se tienen en cuenta las tasas (la proporción de mujeres que viven en un lugar con las que fueron asesinadas) las peores cifras se produjeron en Tucumán, Neuquén, Corrientes, Chubut y Santiago del Estero.

https://www.tvpublica.com.ar/post/en-2018-se-produjo-un-femicidio-cada-32-horas


  www.hcdn.gob.ar

Agenda social - 7 de marzo de 2019
UN FEMICIDIO CADA 32 HORAS: ÚLTIMAS ESTADÍSTICAS SOBRE VIOLENCIA DE GÉNERO
SURGEN DE UNA INVESTIGACIÓN REALIZADA POR LA ASOCIACIÓN CIVIL “LA CASA DEL ENCUENTRO”

En nuestro país se comete un femicidio cada 32 horas. Esa es, al menos, la estadística del año pasado, que hoy fue presentada en la Cámara de Diputados de la Nación como parte del Informe Anual de Femicidios en Argentina 2018. La presentación se realizó en el marco del “Día Internacional de la Mujer” que se celebra cada 8 de marzo, y estuvo coordinada por la Asociación Civil La Casa del Encuentro.
Las palabras de bienvenida estuvieron a cargo de la diputada nacional Alejandra Martínez, presidente de la comisión de Familia, Mujer, Niñez y Adolescencia de la Cámara baja, quien abrió la jornada resaltando “la importancia de tener estadísticas” en un tema tan importante, ya que –aseguró- “el femicidio es una de las formas más extremas de violencia hacia las mujeres”.
“Desde la Cámara de Diputados necesitábamos que el femicidio sea un tema de la agenda transversal”, resaltó la legisladora.
El Informe de investigación de Femicidios Argentina 2018 fue elaborado por ONU Mujeres en Argentina conjuntamente con el Observatorio de Femicidios “Adriana Marisel Zambrano”, dirigido por la Asociación Civil La Casa del Encuentro.
Del mismo se desprende que, durante el período que abarca desde el 1° de enero al 31 de diciembre de 2018, se registró un femicidio cada 32 horas. La investigación aporta otros datos relevantes: 273 de los casos están vinculados a mujeres y niñas, mientras que 35 a hombres y niños.
Asimismo, el informe cita que “339 hijas e hijos quedaron sin madre como consecuencia de esta forma de violencia”, mientras que “más del 68% son menores de edad”.
En cuanto al perfil del femicida, en la mayoría de los casos corresponde con “el esposo, la pareja o el novio”.
Desde el 2008, la Casa del Encuentro, una asociación civil que lucha contra toda forma de violencia hacia las mujeres, niñas y niños, es la responsable de realizar informes anuales sobre femicidios.
En ese sentido, la presidenta de La Casa del Encuentro, Ada Rico, afirmó: "Más de 2.400 hijos/as quedaron sin su mamá entre el 2008 y 2018”.
En la presentación, que se desarrolló en el Salón Delia Parodi de la Cámara de Diputados, estuvieron presentes Aude Maio Coliche, embajadora de la Unión Europea en Argentina; Florence Anne Raes, representante de ONU Mujeres en Argentina; Verónica Colombo, responsable del área institucional de la Casa del Encuentro; Guadalupe Tagliaferri, ministra de Desarrollo Humano y Hábitat de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires; Alejandro Amor, defensor del Pueblo (C.A.B.A); y Florencia Yanuzzio, directora ejecutiva de la Fundación AVON.
Además, participaron diputados nacionales e integrantes de distintas organizaciones de la sociedad civil.

https://www.hcdn.gob.ar/prensa/noticias/noticias-podio/noticias_0917.html


www.expresojudicial.com.ar

En el 2018 una mujer fue asesinada cada 32 horas en nuestro país
Así lo revela el informe presentado por La Casa del Encuentro

8 de marzo de 2019

Datos alarmantes son los que muestra el informe de La Casa del Encuentro, presentado en la Cámara de Diputados de la Nación, según el cual, en el año 2018 en Argentina, una mujer es asesinada cada 32 horas.
En sintonía, se registraron 273 femicidios y femicidios vinculados de mujeres y niñas, durante el periodo relevado que va desde el 1 de enero hasta el 31 de diciembre de 2018.
Además, 339 hijas e hijos perdieron a sus madres (más del 68% son menores de edad).
En la mayoría de los casos, los femicidios fueron cometidos por parejas o ex parejas de las víctimas (más del 63 por ciento) y el lugar del hecho fue en el hogar de las mujeres (más del 60 %).
Por último, se registraron 33 casos con indicios de abusos sexual; 11 relativos a mujeres migrantes, y 4 travesticidios. En 55 oportunidades el femicida se suicidó.
Fuente: Defensoría porteña.

https://expresojudicial.com.ar/noticia/2772/en-el-2018-una-mujer-fue-asesinada-cada-32-horas-en-nuestro-pais


www.eldiariodecarlospaz.com.ar

Una mujer muere víctima de violencia de género cada 32 horas

Durante el año 2018 hubo 273 asesinatos de mujeres en Argentina, lo que significa que una mujer fue asesinada cada 32 horas, según la investigación de la Asociación Civil La Casa del Encuentro.
De acuerdo al informe anual de la entidad, que fue presentado el pasado jueves en la Cámara de Diputados de la Nación, hubo una leve mejoría respecto al promedio de femicidios ocurridos en 2017, el que había determinado que una mujer fue asesinada cada 30 horas.
Además, el documento señala que en 113 casos los asesinos fueron esposos, parejas, novios; en 60, ex esposos, ex parejas, ex novios; en 26, vecinos o conocidos; en 23, otros familiares; en 13, padrastros; en 12, hijos; en 22, sin vínculo aparente; y 4 por culpa del abandono del Estado. En lo que va de 2019, según la ONG Mumala, ya hubo 45 homicidios en el país. Razones para parar, entonces, parecen sobrar.

https://www.eldiariodecarlospaz.com.ar/sociedad/2019/3/9/una-mujer-muere-victima-de-violencia-de-genero-cada-32-horas-64897.html


www.lavanguardia.com

Argentina registró 273 feminicidios en 2018, según observatorio

Buenos Aires, 7 mar (EFE).- Argentina registró 273 feminicidios y feminicidios vinculados en 2018, 1 cada 32 horas, lo que supone un descenso con respecto a años anteriores, según el informe anual que presentó este jueves, ante la Unión Europea y ONU Mujeres, el Observatorio Marisel Zambrano coordinado por La Casa de Encuentro.
"Estos años teníamos una mujer cada 30 horas y por primera vez monitoreamos una mujer cada 32 horas (...) Eso significa que si seguimos trabajando en políticas públicas integrales de prevención podemos disminuir aún más hasta lograr erradicar (los feminicidios)", declaró a Efe Ada Rico, directora de la Casa del Encuentro y del Observatorio, tras una rueda de prensa en la Cámara de Diputados.
El término 'feminicidio vinculado' hace referencia a personas que fueron asesinadas por el agresor en el momento en que trataban de impedir el femicidio" o con un vinculo familiar o afectivo con la mujer, "con el objetivo de castigarla", explica el informe.
Las 273 víctimas dejaron 339 niños y niñas sin madre - 233 de ellos menores de edad- y 35 feminicidios vinculados de hombres y niños.
"Queda demostrado que el lugar más inseguro es su propio hogar", declaró Rico al exponer que 86 asesinatos se produjeron en el domicilio de la mujer, seguidos de 69 casos en la vivienda compartida.
El informe también reflejó que 69 víctimas murieron tiroteadas, 63 apuñaladas y 45 golpeadas, además de que el 19 % de los asesinos de mujeres se suicidaron.
Debido la política transversal que desempeña la Unión Europea por los derechos de la mujer, la embajadora de la Unión Europea en Buenos Aires, Aude Maio Coliche, participó en la presentación del informe y adelantó que el 21 de marzo Argentina será el quinto país en el que se comience a implementar el programa Spotlight, financiado por la UE y puesto en marcha por Naciones Unidas.
Con este programa, en el que han estado trabajando durante todo un año, apuntó la embajadora, se pretende luchar contra el "feminicidio en todos sus ámbitos desde la prevención, hasta el cuidado de las víctimas".
La UE está proyectando la creación de un observatorio en el que se registren los datos de violencia machista en Europa y permita establecer las causas de este problema global.
La representante de la ONU Mujeres en Argentina, Florence Raes, insistió en que "las cifras de la Argentina para América Latina son altas", si se comparan con las de otros países de la región donde no hay conflictos violentos.
Raes también comunicó que la próxima semana la ONU propondrá en la Cedaw -convención sobre la mujer en Nueva York-, una ley modelo iberoamericana, en la que trabaja desde 2016 de forma conjunta con la Organización de Estados Americanos.
Esta ley modelo pretende potenciar la prevención en las políticas americanas, ya que actualmente están más orientadas a las sanciones legales.
La partes y el resto de organizaciones que han participado en el informe -Fundación Avon y Defensoría del Pueblo de Buenos Aires- han coincidido en que para disminuir los casos de violencia machista es necesario, entre otros aspectos, un cambio cultural en la educación de los hombres, la paridad en los órganos políticos y el empoderamiento económico de la mujer.
Las cifras difieren con las que aportaron otros organismos argentinos, entre estos, el observatorio del movimiento Mujeres de la Matria Latinoamericana (Mumalá), que registró 259 feminicidios en 2018 y las del Defensor del Pueblo de la Nación, que ascienden a 281 casos. EFE

https://www.lavanguardia.com/politica/20190307/46909654036/argentina-registro-273-feminicidios-en-2018-segun-observatorio.html


www.pagina12.com

SOCIEDAD - 07 de marzo de 2019
La Casa del Encuentro presentó el informe 2018
Registro anual de femicidios

Durante 2018 se cometió un femicidio cada 32 horas. El informe fue presentado ante la Cámara de Diputados. Se registraron 273 víctimas mujeres y 35 femicidios vinculados.

Durante 2018, se cometió un femicidio cada 32 horas. El dato surge de un informe que la Casa del Encuentro presentó ante la Cámara de Diputados de la Nación. Según relevó este estudio, en el último año hubo 273 víctimas de femicidios y femicidios vinculados de mujeres y niñas y 35 femicidios vinculados de hombres y niños. Además de las muertes, estos crímenes dejaron un saldo de 339 hijos sin madre, 68 por ciento de los cuales son menores de 18 años.
El estudio, que se basó en datos recopilados de las Agencias informativas Télam y DyN y de 120 diarios de distribución nacional y/o provincial, abarca el periodo comprendido entre el 1 de enero y 31 de diciembre de 2018.
Según indicó el informe, en 2018 se cometió un femicidio cada 32 horas. Estos números muestran una mejoría --aunque muy leve-- respecto al promedio del año anterior, cuando se cometía un femicidio cada 30 horas.
Otro dato que aportó Casa Encuentro en su estudio es que la mayoría de los femicidios que se llevaron a cabo el año pasado fueron cometidos por hombres entre 31 y 50 años, mientras que la mayoría de las mujeres víctimas de estos crímenes de género tenían entre 19 y 50 años.
Además, de los 273 femicidios, 113 fueron cometidos por esposos y parejas actuales, 60 por ex esposos y ex parejas, 26 por vecinos y conocidos, 23 por otros familiares, 22 por hombres sin vínculo aparente, 13 por padres o padrastros, 12 por hijos, y 4 por el estado.
(…)
"Desde La Casa del Encuentro estamos convencidas que el camino del aporte en la lucha contra la violencia de género es el diálogo y la articulación permanente de los diferentes sectores sociales, empresariales, políticos, estudiantiles, gremiales con el único objetivo de desterrar de nuestra sociedad la violencia sexista y en la búsqueda permanente de la igualdad de oportunidades y derechos para todas las personas", señaló Ada Rico, Presidenta de la Asociación Civil La Casa del Encuentro.
El informe fue realizado por el Observatorio de Femicidios en Argentina "Adriana Marisel Zambrano" y dirigido por la Asociación Civil La Casa del Encuentro, con el apoyo de Fundación AVON, la Dirección General de la Mujer y Fortalecimiento de la Sociedad Civil del Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat de la Ciudad de Buenos Aires y la Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires.
El estudio, además, contó con el apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, la embajadora de la Unión Europea, Aude Maio-Coliche y la ministra de Desarrollo Humano de la Ciudad de Buenos Aires, Guadalupe Tagliaferri.

https://www.pagina12.com.ar/179319-registro-anual-de-femicidios


www.noticiasurbanas.com.ar

La Casa del Encuentro reclama políticas de Estado tras alarmantes cifras de femicidios

La Defensoría del Pueblo presentó un informe de femicidios a partir del cual exige más presencia estatal.

Durante la mañana de este jueves, se realizó la presentación del informe de femicidios de la Casa del Encuentro. Asistieron organizaciones de la sociedad civil, representantes de órganos internacionales, funcionarios del Gobierno porteño, diputadxs y los Defensores del Pueblo de la Ciudad.
La presentación actualizó las estadísticas disponibles sobre violencia de género en el país. El dato que más destacó de la jornada fue que, en Argentina, ocurre un femicidio cada 32 horas. Las distintas autoridades que asistieron coincidieron en lo fundamental de un cambio cultural.
Arturo Pozzali, defensor del Pueblo Adjunto destacó: “Este cambio cultural no puede darse solo, es clave la presencia del Estado con políticas con perspectiva de género, con Educación Sexual Integral en las escuelas y con aborto legal, seguro y gratuito en el Hospital Público”.
Urgencias
A partir del Informe de Investigación presentado, se solicita la necesidad de:
1. Asignación de presupuesto con perspectiva de género y transversalización de políticas de género en todas las áreas del Estado tanto a nivel nacional, provincial y municipal que identifiquen las partidas en todas las administraciones.
2. Estadísticas oficiales unificadas y completas sobre violencia sexista.
3. Plena y efectiva implementación de la “Ley Micaela de Capacitación Obligatoria en Género para todas las Personas que integran los Tres Poderes del Estado” (Ley.27.499).
4. Inclusión de la perspectiva de género en los concursos a cargos en el Poder Judicial, Ministerio Publico y Ministerio de Defensa.
5. Efectiva implementación de la “Ley de Paridad de género en ámbitos de representación política” (Ley 27.412), para que refleje un real acceso a cargos electivos y a una mayor participación política por parte de las mujeres.
6. Ley Nacional para que las personas denunciadas por violencia no accedan o no ejerzan cargos públicos en el Estado.
7. Creación de Fueros Especializados en Violencia de Género en el ámbito de la Justicia, con la consiguiente creación de juzgados específicos en todas las jurisdicciones del país y sistema de turnos las 24hs.
8. Protección integral y efectiva desde una perspectiva de género para la mujer víctima de violencia, tanto en la Oficina de Violencia Doméstica (OVD) como así también en las Comisarias de la Mujer.
9. Inmediata reglamentación e implementación con alcance nacional del “Cuerpo de abogadas y abogados para víctimas de violencia de Género” (Ley 27.210)
10. Asignación de un subsidio económico equivalente a una jubilación mínima por tres años a las mujeres en situación de violencia.
11. Inclusión de la “Licencia por violencia de género” en la Ley de Contrato de trabajo y Convenios Colectivos de Trabajo.
12. Efectiva implementación de la Ley Nacional de Educación Sexual Integral (ESI), en todos los niveles de educación a nivel nacional con la debida incorporación de la temática de violencia sexista. (Ley. 26.510).
13. Tratamiento y sanción de la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE).
14. Efectiva implementación del protocolo para la Atención Integral de las Personas con Derecho a la Interrupción Legal del Embarazo (Protocolo ILE).

http://www.noticiasurbanas.com.ar/noticias/la-casa-del-encuentro-reclama-politicas-de-estado-tras-alarmantes-cifras-de-femicidios/


www.cba24n.com.ar

Córdoba se moviliza ante un nuevo paro feminista

Organizaciones sociales marcharán en el marco del Día Internacional de la Mujer Trabajadora. La concentración será a las 18 en el centro.
Como cada 8 de marzo, fecha en que se recuerda el Día Internacional de la Mujer Trabajadora, distintas organizaciones sociales realizarán una gran marcha que partirá desde Colón y Cañada a las 18 horas.
Desde Ni Una Menos, integrante del colectivo feminista, proclaman que la protesta será contra la feminización de la pobreza y por aborto legal, seguro y gratuito, contra el ajuste y las violencias machistas, para exigir el fin de los femicidios, travesticidios y transfemicidios.
Cabe destacar que la Universidad Nacional de Córdoba también se suma a la convocatoria. En tal sentdo, con motivo de celebrarse el Día Internacional de la Mujer, en la jornada de este viernes no se computarán inasistencias en el ámbito de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) por recomendación del Consejo Superior.
En este contexto, la Asociación Civil La Casa del Encuentro difundió un estudio ante la Cámara de Diputados de la Nación en donde se muestra que Córdoba es la tercera provincia del país con mayor índice de femicidios.
En el trabajo se detalló que, en todo el país, desde el 1º de enero hasta el 31 de diciembre de 2018 hubo 273 femicidios, 339 niños y niñas se quedaron sin madre, de los cuales 233, son menores de edad.
En tanto, con respecto a las provincias con más femicidios, Buenos Aires se ubicó en el primer lugar con 93 casos, seguida por Santa Fe con 27, luego Córdoba con 24, Tucumán con 17 y Mendoza con 16. En tanto, durante 2018 no se registró ningún femicidio en Tierra del Fuego ni en Santa Cruz.

https://www.cba24n.com.ar/cordoba-se-moviliza-ante-un-nuevo-paro-feminista/


www.lmdiario.com.ar

Durante 2018 hubo 273 femicidios: una mujer fue asesinada cada 32 horas

País 07/03/2019 
Por Redacción La NUEVA Mañana
Según el último informe de la Asociación Civil La Casa del Encuentro, Córdoba es la tercera provincia del país con mayor índice de femicidios.
Durante el año 2018 hubo 273 femicidios en el país, lo que significa que una mujer fue asesinada cada 32 horas, según el último informe de la Asociación Civil La Casa del Encuentro.

De acuerdo al informe anual de la entidad, que fue presentado este jueves en la Cámara de Diputados de la Nación, hubo una leve mejoría respecto al promedio de femicidios ocurridos en 2017, el que había determinado que una mujer fue asesinada cada 30 horas.
Los datos fueron relevados en los medios de comunicación nacional por el Observatorio de Femicidios en Argentina "Adriana Marisel Zambrano", que depende de la Casa del Encuentro y que desde hace diez años elabora este tipo de estadísticas.
En el trabajo se detalló que desde el 1º de enero hasta el 31 de diciembre de 2018 hubo 273 femicidios, 339 niños y niñas se quedaron sin madre, de los cuales 233, son menores de edad.
Además, el informe señaló que en 113 casos los asesinos fueron esposos, parejas o novios; en 60, ex esposos, ex parejas, ex novios; en 26, vecinos o conocidos; en 23, otros familiares; en 13, padrastros; en 12, hijos; en 22, sin vínculo aparente; y 4 por femicidio estatal.
Con respecto a la edad de las víctimas, en más de la mitad de los casos las mujeres tenían entre 19 y 50 años; mientras que el lugar más habitual donde ocurrieron los crímenes fue en la vivienda de las mujeres; y los elementos más utilizados fueron las armas de fuego y las armas blancas.
En tanto, con respecto a las provincias con más femicidios, Buenos Aires se ubicó en el primer lugar con 93 casos, seguida por Santa Fe con 27, luego Córdoba con 24, Tucumán con 17 y Mendoza con 16. En tanto, durante 2018 no se registró ningún femicidio en Tierra del Fuego ni en Santa Cruz.

https://lmdiario.com.ar/noticia/134192/durante-2018-hubo-273-femicidios-una-mujer-fue-asesinada-cada-32-horas
www.diariolarepublica.com.ar

En Argentina, se comete un feminicidio cada 32 horas

En 2018 se registraron 225 casos en el país. Son datos de La Casa del Encuentro.
07/03/2019 13:03 hs.

A lo largo de 2018, cada 32 horas se cometió un feminicidio en Argentina, de acuerdo con el último informe de La Casa del Encuentro, presentado este jueves en la Cámara de Diputados de la Nación.
Los números muestran una leve mejoría respecto del promedio del año anterior, cuando una mujer era asesinada en un contexto de violencia de género cada 30 horas.
Los datos fueron elaborados por el Observatorio de Femicidios en Argentina “Adriana Marisel Zambrano”, que depende de la Casa del Encuentro y que desde hace diez años elabora estas estadísticas.
El informe contó con el apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, la embajadora de la Unión Europea, Aude Maio-Coliche y la ministra de Desarrollo Humano de la Ciudad de Buenos Aires, Guadalupe Tagliaferri.
Los datos se desprenden sobre estadísticas recopiladas de agencias informativas y 120 diarios de distribución nacional y provincial, al igual que del seguimiento de cada caso en los medios durante el período entre el 1 de enero y el 31 de octubre de este año.
Para este informe, el área de investigación de La Casa del Encuentro sumó la figura de “femicidio vinculado”, partiendo del análisis de las acciones del femicida para consumar su fin: matar, castigar o destruir psíquicamente a la mujer sobre la cual ejerce la dominación.
Se incluyeron a personas que fueron asesinadas por el feminicida al intentar impedir el feminicidio o que quedaron en medio de la línea de fuego, y a personas con vínculo familiar o afectivo con la mujer que fueron asesinadas por el feminicida con el objeto de castigar y destruir psíquicamente a la mujer a quien consideran de su propiedad.
Sobre esta base se contabilizaron 225 feminicidios y feminicidios vinculados de mujeres y niñas, que se agregan a otros 29 feminicidios vinculados de hombres y niños. Como víctimas colaterales de estos crímenes, 250 hijos quedaron sin madre. De ellos, 169 (más de 67% del total) son menores de edad.

http://diariolarepublica.com.ar/notix/noticia/11248/index.html
  wwwww.lanacion.com

Aunque se produjo una leve baja con respecto a 2017, el año pasado hubo 273 femicidios
8 de marzo de 2019  - Por: Valeria Musse

Con el paso de los años, el registro de los femicidios continúa marcando una similar triste tendencia: durante 2018 cada 32 horas fue asesinada una mujer en contextos de violencia machista. Fueron 273 hechos, apenas 22 menos que en 2017, un 7% por debajo de los 295 casos de ese año. "Por ellas. Ni una menos, nunca más", reclamó ayer la Asociación Civil La Casa del Encuentro al presentar, en el Congreso, el Informe Anual de Femicidios.
En esta estadística, que se realiza desde 2008 y se ha convertido en la principal referencia sobre la problemática en el país, se contabilizan tanto los femicidios directos como los "vinculados", que incluyen a las personas asesinadas por el femicida, tanto a las que intentan impedir el asesinato o quedan atrapadas "en la línea" de ataque, o a aquellas víctimas con algún tipo de vínculo familiar o afectivo con la mujer objeto de la agresión primaria que son asesinadas por el femicida con el objetivo de castigar y destruir psíquicamente a quien consideran "de su propiedad".
Pero si se toma en cuenta la tasa de población femenina, la lista es encabezada por Neuquén, con 2,15 femicidios cada 100.000 mujeres; le siguen Chubut, con 2; Corrientes, con 1,79, y Salta, con 1,7. Buenos Aires, el distrito con más habitantes, tuvo una tasa de 0,41 femicidios cada 100.000 mujeres, y la Capital, 0,24.
El drama de los femicidios excede a sus víctimas. El año pasado, perdieron a sus madres 339 chicos y jóvenes, más del 68% de ellos, menores. El 63% de los femicidios ocurridos en 2018 fue producto de la acción criminal de sus parejas o exparejas, revela el informe.
La vivienda en la que las víctimas vivían solas o con sus matadores sigue siendo el lugar donde ocurre la mayor cantidad de casos de violencia de género. En cuanto a las modalidades más frecuentes de los femicidios, 69 mujeres fueron baleadas, 63 apuñaladas y 45 golpeadas. A diferencia de los dos años previos, se incrementaron los casos de muertes por golpes, en tanto que hubo un leve descenso de casos de apuñaladas.

Falta de respuestas

Ante un atento auditorio que se congregó en el Salón Delia Parodi de la Cámara de Diputados, Ada Rico, presidenta de La Casa del Encuentro, sostuvo: "En el 86% de los femicidios no hubo denuncia previa contra el femicida. ¿Por qué será? ¿Será por miedo ante la falta de Justicia?". En 2016, 46 víctimas habían denunciado al agresor u obtenido la exclusión del hogar. En 2017, fueron 47, y el año pasado, 39.
Otros datos de 2018: 33 víctimas fueron abusadas sexualmente o hubo algún indicio de abuso; 9 estaban embarazadas al ser asesinadas. En 18 casos el femicida pertenecía o había integrado alguna fuerza armada o de seguridad.
"Tenemos que eliminar de nuestra sociedad la violencia sexista", dijo Rico. En la misma presentación, el defensor del pueblo de la Ciudad, Alejandro Amor, reclamó, en nombre del sexo masculino: "Somos los hombres los que tenemos que cambiar". Y señaló enfáticamente: "Cuando una mujer sufre violencia de género en su casa y no la puede abandonar es porque hay un tema económico. Hagamos valer la igualdad de género en todos los ámbitos".
Para llevar a cabo sus actividades, La Casa del Encuentro cuenta con el apoyo de organizaciones privadas y agencias públicas que impulsan el empoderamiento de la mujer. Florencia Yanuzzio, directora ejecutiva de la Fundación Avon, resaltó el trabajo que esa compañía inició hace tres años, cuando creó su propio protocolo de licencias y acompañamiento para los casos de empleadas víctimas de violencia de género.
El Observatorio de Femicidios dirigido por La Casa del Encuentro lleva el nombre de Marisel Zambrano, una joven jujeña asesinada hace más de diez años. "Con cada caso que se conoce se renueva nuestro sentimiento de dolor, al que fuimos condenadas de manera perpetua", contaron a LA NACION Mercedes y Miriam, hermanas de la víctima, tras la presentación de las estadísticas.
"Es imprescindible hablar de la autonomía económica de las mujeres", dijo, a su turno, la diputada Silvia Martínez (UCR-Jujuy), presidenta de la Comisión de Familia, Mujer, Niñez y Adolescencia.
En representación del Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat de la Ciudad estuvo Agustina Señorans, subsecretaria de Promoción Social. Entre otras cosas, la funcionaria del área a cargo de la ministra Guadalupe Tagliaferri se refirió a la campaña por la eliminación del acoso callejero en el transporte público y a la puesta en funcionamiento de un centro integral para la mujer en cada comuna, metas que se cumplirían este año, según indicó.
Apoyaron la iniciativa, también, organismos internacionales. Aude Maio Coliche, embajadora de la Unión Europea en la Argentina, señaló que por estos días se discute en el Viejo Continente la conformación de un observatorio que permita analizar y visualizar lo que ocurre con los femicidios en Europa. Por Naciones Unidas estuvo Florence Anne Raes, representante de ONU Mujeres en nuestro país.

https://www.lanacion.com.ar/seguridad/aunque-se-produjo-una-leve-baja-con-respecto-a-2017-el-ano-pasado-hubo-273-femicidios-nid2226543


www.infofueguina.com

Confirmado: En 2018 asesinaron a una mujer cada 32 horas

En total se registraron 273 asesinatos en todo el país. En Tierra del Fuego no se registró ningún caso.
EL-PAIS - viernes, 8 de marzo de 2019 · 09:59

Ayer se presentó en la Cámara de Diputados el último informe de investigación del Observatorio de Femicidios en Argentina “Adriana Marisel Zambrano”, coordinado por la asociación civil La Casa del Encuentro.
Según lo indicado por el documento, durante el 2018 se registraron 273 femicidios, lo cual confirma que una mujer fue asesinada cada 32 horas.

El informe indica que en más de la mitad de los casos las mujeres tenían entre 19 y 50 años, y que el lugar más habitual del hecho fue la vivienda de las víctimas. La modalidad del crimen que más abundó fue por heridas de arma de fuego o de armas blancas.
Además, según aclara el informe, en 113 casos los asesinos fueron esposos, parejas, novios; en 60 ex esposos, parejas, novios; en 26 vecinos, conocidos; en 23 otros familiares; en 13 padrastros; en 12 hijos; en 22 sin vínculo aparente; y 4 por femicidio estatal.
La Provincia donde más femicidios hubieron fue Buenos Aires (93), seguida por Santa Fe (27), Córdoba (24), Tucumán (17) y Mendoza (16). En tanto, en Tierra del Fuego y Santa Cruz no se registraron asesinatos.

https://www.infofueguina.com/el-pais/2019/3/8/confirmado-en-2018-asesinaron-una-mujer-cada-32-horas-37081.html
www.cuarto.com.ar

Femicidios | La Casa del Encuentro presentó el informe 2018 y reveló el lugar de Salta en la lista del horror

7 de marzo, 2019
El informe fue presentado ante la Cámara de Diputados en base a datos de Agencias informativas Télam, DyN y 120 diarios de distribución nacional y/o provincial. Identificaron 273 víctimas mujeres y 35 vinculados.

Los números del 2018 surgen de un informe que la Casa del Encuentro presentó ante la Cámara de Diputados de la Nación. Según el mismo, en el último año hubo 273 víctimas de femicidios y 35 femicidios vinculados de hombres y niños que dejaron un saldo de 339 hijos sin madre, 68% de los cuales son menores de 18 años, lo que supone un femicidio cada 32 horas. Los números muestran una leve mejoría con respecto al periodo anterior.
El estudio, que se basó en datos recopilados de las Agencias informativas Télam y DyN y de 120 diarios de distribución nacional y/o provincial, abarca el periodo comprendido entre el 1 de enero y 31 de diciembre de 2018. La mayor cantidad se registró en las provincias de Buenos Aires (93), Santa Fe (27), Córdoba (24), Tucumán (17) y Mendoza (16), mientras que si se observa la tasa de femicidios cada 100.000 habitantes ocupan los primeros lugares las provincias de Neuquén, Chubut, Tucumán, Corrientes y Salta.
Otros datos aportados indican que la mayoría de los femicidios del año pasado fueron cometidos por hombres entre 31 y 50 años, mientras que la mayoría de las mujeres víctimas de estos crímenes de género tenían entre 19 y 50 años.

http://www.cuarto.com.ar/femicidios-la-casa-del-encuentro-presento-el-informe-2018-y-revelo-el-lugar-de-salta-en-la-lista-del-horror/


www.primeraedicion.com.ar

En el país hay un femicidio cada 32 horas, según la Casa del Encuentro

Un femicidio fue cometido en Argentina cada 32 horas a lo largo de 2018, de acuerdo al último informe de La Casa del Encuentro, presentado este jueves en la Cámara de Diputados de la Nación.

07/03/2019

Los números muestran una leve mejoría respecto al promedio del año anterior, cuando una mujer era asesinada en un contexto de violencia de género cada 30 horas.
Los datos fueron elaborados por el Observatorio de Femicidios en Argentina Adriana Marisel Zambrano, que depende de la Casa del Encuentro y que desde hace diez años elabora estas estadísticas.

http://www.primeraedicion.com.ar/nota/100092928/en-el-pais-hay-un-femicidio-cada-32-horas-segun-la-casa-del-encuentro/


mundo.sputniknews.com

SOCIEDAD - 08.03.2019 - Francisco Lucotti

La organización La Casa del Encuentro presentó en la Cámara de Diputados un informe actualizado para el año 2018, en el que se registraron 273 femicidios y 35 muertes vinculadas. 339 personas se quedaron sin madre y suman casi 3.500 en los últimos 10 años.

El Día Internacional de la Mujer no es una fecha de celebración. Cada 8 de marzo, se conmemora en gran parte del mundo la lucha por la igualdad de oportunidades y derechos, la reivindicación del desarrollo íntegro de las mujeres como personas y, con mayor fervor desde hace unos años, la libertad sobre el control de sus cuerpos y el rechazo total a la sistemática violencia machista.

Leer nota: https://mundo.sputniknews.com/sociedad/201903081085946851-feminicidios-argentina-ni-una-menos/


www.parlamentario.com

En 2018 hubo 273 femidicios en el país y se produjo uno cada 32 horas
Las cifras se desprenden de un informe coordinado por La Casa del Encuentro, que este jueves fue presentado en el Salón Delia Parodi de la Cámara de Diputados.

7 de marzo de 2019

En el marco de las actividades por el Día Internacional de la Mujer, se presentó este jueves en la Cámara de Diputados el informe de investigación del Observatorio de Femicidios en Argentina “Adriana Marisel Zambrano”, coordinado por la asociación civil La Casa del Encuentro, que se realiza desde hace 11 años.

Según se desprende del documento, desde 1ro. de enero al 31 de diciembre de 2018 en el país hubo 273 femidicios y se produjo uno cada 32 horas. Asimismo, 339 niños se quedaron sin madre, de los cuales 233 (más del 68%) son menores de edad.

El informe detalla, sobre los vínculos entre la víctima y el femicida, que en 113 casos los asesinos fueron esposos, parejas, novios; en 60 ex esposos, parejas, novios; en 26 vecinos, conocidos; en 23 otros familiares; en 13 padrastros; en 12 hijos; en 22 sin vínculo aparente; y 4 por femicidio estatal.

Además, en más de la mitad de los casos las mujeres tenían entre 19 y 50 años; el lugar más habitual del hecho fue la vivienda de las víctimas; y la modalidad del crimen que más abundó fue por heridas de arma de fuego (baleadas) o de armas blancas (apuñaladas).

En el ranking de provincias con más femicidios se ubicó en primer lugar Buenos Aires (93), seguida por Santa Fe (27), Córdoba (24), Tucumán (17) y Mendoza (16). En tanto, no se registró ninguno en Tierra del Fuego y Santa Cruz.

Desde La Casa del Encuentro solicitaron la necesidad de contar con asignación de presupuesto con perspectiva de género en todas las áreas del Estado; la elaboración de estadísticas oficiales; la plena implementación de la Ley Micaela y de la Ley de Paridad; la creación de fueros especializados en violencia de género en el ámbito de la justicia; y la implementación del protocolo ILE (Interrupción Legal del Embarazo); entre otros aspectos.

La apertura del acto estuvo a cargo de la diputada Alejandra Martínez (UCR) -presidenta de la Comisión de Familia, Mujer, Niñez y Adolescencia-, quien destacó la sanción de las leyes “Brisa” y “Micaela”, al tiempo que llamó a continuar con el trabajo articulado con organizaciones sociales para abordar la agenda de género en el Congreso.

A su turno, la subsecretaria de Promoción Social porteña, Agustina Señorans, resaltó el “compromiso muy profundo” desde la Ciudad de Buenos Aires con la temática de género y consideró que era una “responsabilidad tener estadísticas”. Por eso, ponderó que hace un año se lanzó en la Capital Federal un sistema de indicadores de género que “sirvió para mostrarnos una foto de donde estamos parados”.

Por su parte, el Defensor del Pueblo porteño, Alejandro Amor, celebró que en el organismo que dirige se cumple el 50% de cupo femenino y reveló que “a la Ley Micaela la hemos adoptado como una política interna”. “Es fundamental que los varones se capaciten”, consideró y agregó: “Los hombres cosificamos a las mujeres y lo fuimos transmitiendo generacionalmente. Somos los hombres los que tenemos que cambiar”.

También participaron del panel Aude Maio Coliche, embajadora de la UE en Argentina; Florence Anne Raes, representante de ONU Mujeres en Argentina; Florencia Yanuzzio, directora ejecutiva de la Fundación Avon; Valeria Colombo y Ada Rico (presidenta) de La Casa del Encuentro.

http://www.parlamentario.com/noticia-116168.html


www.efe.com

ARGENTINA VIOLENCIA MACHISTA
Argentina registró 273 feminicidios en 2018, según observatorio
Buenos Aires - 7 mar. 2019

Argentina registró 273 feminicidios y feminicidios vinculados en 2018, 1 cada 32 horas, lo que supone un descenso con respecto años anteriores, según el informe anual que presentó este jueves, ante la Unión Europea y ONU Mujeres, el Observatorio Marisel Zambrano coordinado por La Casa de Encuentro.

"Estos años teníamos una mujer cada 30 horas y por primera vez monitoreamos una mujer cada 32 horas (...) Eso significa que si seguimos trabajando en políticas públicas integrales de prevención podemos disminuir aún más hasta lograr erradicar (los feminicidios)", declaró a Efe Ada Rico, directora de la Casa del Encuentro y del Observatorio, tras una rueda de prensa en la Cámara de Diputados.
El término 'feminicidio vinculado' hace referencia a personas que fueron asesinadas por el feminicida al momento en que trataban de impedir el femicidio" o "con un vinculo familiar o afectivo con la mujer, con el objetivo de castigarla", expone el informe.
Las 273 víctimas dejaron 339 niños y niñas sin madre - 233 de ellos menores de edad- y 35 feminicidios vinculados de hombres y niños.
"Queda demostrado que el lugar más inseguro es su propio hogar", declaró Rico al exponer que 86 asesinatos se produjeron en el domicilio de la mujer, seguidos de 69 casos en la vivienda compartida.
El informe también reflejó que 69 víctimas murieron tiroteadas, 63 apuñaladas y 45 golpeadas, además de que el 19 % de los feminicidas se suicidaron.
Debido la política transversal que desempeña la Unión Europea por los derechos de la mujer, la embajadora de la Unión Europea en Buenos Aires, Aude Maio Coliche, participó en la presentación del informe y adelantó que el 21 de marzo Argentina será el quinto país en el que se comience a implementar el programa Spotlight, financiado por la UE y puesto en marcha por Naciones Unidas.
Con este programa, en el que han estado trabajando durante todo un año, apuntó la embajadora, se pretende luchar contra el "feminicidio en todos sus ámbitos desde la prevención, hasta el cuidado de las víctimas".
La UE está proyectando la creación de un observatorio de donde se registren los datos de violencia machista en Europa y permita establecer las causas de este problema global.
La representante de la ONU Mujeres en Argentina, Florence Raes, insistió en que "las cifras de la Argentina para América Latina son altas", si se comparan con las de otros países de la región donde no hay conflictos violentos.
Raes también comunicó que la próxima semana la ONU propondrá en la Cedaw -convención sobre la mujer en Nueva York-, una ley modelo iberoamericana, en la que trabaja desde 2016 de forma conjunta con la Organización de Estados Americanos.
Esta ley modelo pretende potenciar la prevención en las políticas americanas, ya que actualmente están más orientadas a las sanciones legales.
La partes y el resto de organizaciones que han participado en el informe -Fundación Avon y Defensoría del Pueblo de Buenos Aires- han coincidido en que para disminuir los casos de violencia machista es necesario, entre otros aspectos, un cambio cultural en la educación de los hombres, la paridad en los órganos políticos y el empoderamiento económico de la mujer.
Las cifras difieren con las que aportaron otros organismos argentinos, entre estos, el observatorio del movimiento Mujeres de la Matria Latinoamericana (Mumalá), que registró 259 feminicidios en 2018 y las del Defensor del Pueblo de la Nación, que ascienden a 281 casos.

https://www.efe.com/efe/america/sociedad/argentina-registro-273-feminicidios-en-2018-segun-observatorio/20000013-3918785
www.canal13sanjuan.com

NI UNA MENOS
Radiografía del femicida con uniforme

En San Juan no hay cifras oficiales. De acuerdo a la última estadística nacional, desactualizada, la cual se aplica por extensión a la provincia, de 2.679 casos de femicidios, cerca de un 6% de los asesinos involucrados, pertenecieron a alguna fuerza de seguridad.

El 18 de febrero, el efectivo de gendarmería Mario Juárez, le disparó en el pecho y en una pierna a su esposa y madre de tres hijas. Cometió dicho intento de femicidio un lunes por la tarde en el departamento de Rawson, estando fuera de servicio y con el arma reglamentaria. Tras balear a su pareja en el techo de su casa,  se atrincheró y luego se suicidó.
Distintos testimonios coinciden en que Juárez era celoso con Victoria Manrique, la joven madre que continúa internada en una clínica privada, luego de ser operada de urgencia en el Hospital Rawson. La mujer tuvo complicaciones en la vejiga y en el útero, por lo que permanece en terapia intensiva, a causa de la balacera.  
Este acto de violencia machista extrema ocurrió en el barrio Capitán Lazo y lejos de ser un caso aislado pone en evidencia un patrón de conducta en el que agentes de las fuerzas de seguridad hacen uso de armas que provee el Estado como instrumento de la violencia de género. Cabe recordar que las fuerzas de seguridad incluyen a la Policía Federal, PSA, Gendarmería y Prefectura.
Desde la Dirección de la Mujer San Juan, hasta el momento no se barajan cifras oficiales de femicidios, pero explicaron que sí cuentan con los datos recabados por la asociación civil “Casa del Encuentro”. Sin embargo, con el programa local “Mujer, Investigación y Estadística”, en marzo de este año esperan sacar a la luz un informe,  con datos actualizados sobre violencia sexista hacia las sanjuaninas que consiguieron realizar la denunciar.
Ada Rico, la presidenta de la Asociación Civil La Casa del Encuentro y directora del Observatorio de Femicidios Adriana Marisel Zambrano, se refirió en un medio nacional sobre este tema y dijo que la violencia que ejercen los miembros de las fuerzas de seguridad no solo la sufre la mujer que es su víctima directa, sino también el resto de la familia o círculo íntimo, como producto del temor que infunde la portación de un arma. "A los integrantes de cualquier fuerza deberían hacerles estudios psicofísicos, no solo en el ingreso: deberían ser obligatorios cada tres o cuatro meses. También luchamos para que en los casos en que exista una denuncia por violencia de género contra un agente, se le prohíba el uso del arma reglamentaria".
En este sentido, según datos relevados de 2008 a 2017 por aquella organización, en el país, 154 asesinos de mujeres fueron miembros de las fuerzas de seguridad y 483 femicidas, se suicidaron luego del homicidio. En más del 62% de los casos las víctimas fueron asesinadas por sus parejas o ex parejas y a más del 51% las mataron en su hogar.
En este contexto, la organización Mujeres de la Matria Latinoamericana (MuMaLá) lanzó en todo el país una campaña para exigir la declaración de Emergencia Nacional de marzo de 2019 a marzo de 2021.
Además, la ministra de la Corte Suprema de Justicia Elena Highton de Nolasco aseguró que actualmente las cifras sobre femicidios en Argentina son “escandalosas” y consideró que la situación es “preocupante”. Estas declaraciones las hizo durante la firma de un acuerdo con el Ministerio de Seguridad y la Procuración General,  para unificar estadísticas y mejorar las políticas públicas que combatan ese flagelo.

https://www.canal13sanjuan.com/san-juan/2019/2/21/radiografia-del-femicida-con-uniforme-100392.html
  www.diputadosbsas.com.ar

LEY BRISA
Está vigente: cómo tramitar la reparación económica para hijos de víctimas de femicidios
La Anses ya habilitó el sistema para sacar turnos e iniciar la gestión, que es gratuita. Los detalles.

A partir de este miércoles ya se puede iniciar el trámite para la reparación económica para los hijos de las víctimas de femicidios, en el marco del comienzo de la aplicación de la Ley Brisa. El trámite se inicia en la Anses y es totalmente gratuito.
La norma sancionada en julio pasado y reglamentada en octubre, aprueba el derecho al cobro de una suma reparatoria equivalente a una jubilación mínima. Como requisito, el padre o la pareja de la mujer debe tener una condena o procesamiento firme.
Sus beneficiarios son los huérfanos a causa de femicidios u homicidio en contexto de violencia intrafamiliar y/o de género, con edad límite de 21 años o sin límite en caso de discapacidad.
Según la guía de la Anses, los primeros pasos de la gestión son reunir la documentación necesaria e imprimir los formularios, que deben ser firmados frente a un agente del organismo.
Posteriormente hay sacar que sacar el turno, que puede utilizarse para tramitar la reparación para todos los hijos/as o hijastros/as. La normativa fue sancionada por unanimidad en la Cámara de Diputados el 4 de julio de 2018.
El proyecto fue impulsado por la Asociación Civil La Casa del Encuentro. Fue bautizado como "Ley Brisa", con el nombre de la hija menor de Daiana de los Ángeles Barrionuevo, asesinada en diciembre de 2014.

https://diputadosbsas.com.ar/nota/4875/esta_vigente_como_tramitar_la_reparacion_economica_para_hijos_de_victimas_de_femicidios/


www.elpais.com

VIOLENCIA MACHISTA
22 mujeres asesinadas en Argentina en enero de 2019

La cifra de feminicidios es un 10% superior a la del primer mes del año pasado

MAR CENTENERA - Buenos Aires - 31 ENE 2019

Juana Carolina Britez Rojas, una vendedora paraguaya de 34 años y embarazada de cinco meses, murió este jueves después de agonizar 12 días en un hospital de Argentina por las quemaduras ocasionadas por su marido, quien la roció con gasolina y la prendió fuego. Valeria Coppa, enfermera de 40 años, recibió un disparo en la cabeza el martes a plena luz del día a manos de su expareja en la ciudad patagónica de Bariloche. El cadáver de la odontóloga Gissella Solís Calle, de 47 años, permaneció dos semanas enterrado junto a una carretera hasta ser localizado hace dos días. Son las últimas tres víctimas de los 22 feminicidios registrados en Argentina en el primer mes de 2019, un 10% más que un año antes.
La erradicación de la violencia de género se ha convertido en demanda recurrente de la sociedad argentina desde el 3 de junio de 2015, cuando cientos de miles de personas salieron a la calle por primera vez contra los feminicidiosbajo el lema Ni Una Menos. Desde entonces, el Gobierno comenzó a publicar cifras oficiales y aprobó leyes para formar y sensibilizar a funcionarios públicos y dar una reparación económica a los hijos de víctimas de violencia de género, pero los asesinatos de mujeres no han cesado.
En 2017, último año con datos oficiales, fueron asesinadas 292 mujeres, según la Defensoría del pueblo. En promedio, una cada 30 horas. El colectivo Ni Una Menos ha convocado para este viernes a una movilización en el centro de Buenos Aires para exigir al Estado "respuestas políticas para prevenir, sancionar y erradicar las violencias machistas".
"Sólo el 16% (de las mujeres asesinadas) hicieron una denuncia o se acercaron a buscar acompañamiento y algunas no lo comentaron siquiera con su familia. Eso tiene una explicación: las mujeres no confían en la justicia ni confían en sentirse acompañadas", dice Ada Rico, titular de La Casa del Encuentro, la primera organización que comenzó a publicar estadísticas sobre feminicidios, hace once años.
Rico pone como ejemplo el botón antipánico que la Justicia entrega a las mujeres que han denunciado por violencia a sus parejas o exparejas. "Con el botón antipánico la responsabilidad recae en la mujer. Pedimos que se activen las tobilleras electrónicas para que el que esté controlado sea el agresor, no que las mujeres tengan que llamar si se acerca a ellas".
Las organizaciones de mujeres exigen mayor presupuesto para acompañar a las víctimas de violencia y formación específica para el personal policial y judicial que las atiende, pero también garantizar que se cumplan las leyes pensadas para avanzar hacia la igualdad.
"¿Si la ESI (ley de Educación sexual integral) no se aplica, entonces cómo va a haber cambio cultural? Es importante incorporar la perspectiva de género desde la niñez. Capacitar a profesores y profesoras para modificar la conducta que coloca al varón en el lugar de poder y a la mujer en el de sumisión", señala Rico. Campañas como la de Unicef contra los noviazgos violentos buscan también ayudar a detectar los primeros signos de la violencia.
"Cuando una mujer se empodera lo va a transmitir y va a comenzar una relación desde otro lugar. Es cierto que siempre comenzamos nosotras porque somos a las que oprimen y los varones no es no van a abandonar sin más sus privilegios, pero los más jóvenes están cambiando", señala la titular de la Casa del Encuentro, quien advierte que el cambio cultural no ocurrirá "en dos, tres, cuatro ni cinco años".

https://elpais.com/sociedad/2019/01/31/actualidad/1548964185_001535.html


  www.noticiasyprotagonistas.com

Ya se puede tramitar la reparación económica para los hijos de víctimas de femicidios

7 febrero  2019 - Actualidad
La Anses habilitó el sistema para sacar turnos e iniciar la gestión, que es gratuita.

https://noticiasyprotagonistas.com/actualidad/ya-se-puede-tramitar-la-reparacion-economica-para-los-hijos-de-victimas-de-femicidios/
wwwww.diariopopular.com.ar

Hijos de víctima de femicidio: ¿cómo acceder a una reparación económica?
7 de febrero de 2019

El trámite es totalmente gratuito y no requiere la participación de abogados ni gestores
La Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) habilitó el trámite para acceder a lareparación económica para los hijos de víctima de femicidios. Está dirigida a todo menor de 21 años, o sin límite en caso de discapacidad, que sea huérfanos a causa de femicidios u homicidio en contexto de violencia intrafamiliar. Como requisito, el asesino debe tener una condena o un procesamiento firme.
Sancionada y reglamentada en el Congreso el año pasado, la Ley Brisa aprueba el derecho al cobro de una suma reparatoria equivalente a una jubilación mínima., que en marzo alcanzará los $10.400.
El trámite, que es totalmente gratuito, no requiere la participación de abogados ni de gestores. Se realiza en la página de la Anses, donde hay una guía con los primeros pasos de la gestión: en primer lugar se debe reunir la documentación necesaria e imprimir los formularios que deben ser firmados frente a un agente del organismo. Luego, hay que sacar el turno y asistir a una dependencia para seguir con la tramitación.
La gestión la pueden hacer los jóvenes a partir de los 18 años y quienes sean menores deberán solicitar la reparación a través de sus representantes legales.
Las estadísticas muestran que los números son por demás alarmantes: si bien no hay cifras oficiales, el informe parcial del Observatorio de Femicidios, de la Defensoría del Pueblo de la Nación, registró 251 víctimas de femicidios confirmadas en el período comprendido entre el 1° de enero y el 15 de noviembre de 2018.
La Casa del Encuentro contabilizó 2679 mujeres asesinadas "como consecuencia de la violencia machista" en los últimos diez años, con el resultado de 3328 hijos e hijas sin sus madres.


Ley Brisa
Daiana Barrionuevo fue asesinada por Iván Adalberto Rodríguez, en diciembre de 2014 en la localidad bonaerense de Moreno, cuando Brisa tenía tres años.
La niña y sus hermanos gemelos, Elías y Tobías, quedaron a cargo de una tía, madre de tres hijos y la historia de la familia, que atravesó difíciles momentos económicos, sirvió para mostrar que esa realidad afectaba a cientos de hijas e hijos huérfanos por femicidios.
En la ONG La Casa del Encuentro redactaron un texto al que llamaron "Ley Brisa", en honor a ella. Reclamaban una ley que garantizara una reparación económica (equivalente a una jubilación mínima) para las "víctimas colaterales" de los femicidios hasta los 21 años.
Ante una situación de violencia de género, siempre es recomendable realizar la denuncia. Se puede llamar al 144 las 24hs. También se puede acudir a Comisarías de la Mujer y la Familia o, eventualmente, a cualquier comisaría cercana. También se puede recurrir al Juzgado de Garantía de turno o fiscalía. Acá, todos los organismos dependientes del Estado Nacional donde se podrán hacer las consultas y las denuncias pertinentes.

https://www.diariopopular.com.ar/general/hijos-victima-femicidio-como-acceder-una-reparacion-economica-n384882


www.pagina12.com

SOCIEDAD - 07 de febrero de 2019
Anses habilitó el trámite para hijos de víctimas de femicidios
La Ley Brisa ya es una realidad

La Anses dio luz verde al trámite gratuito por el cual los hijos de víctimas de femicidios podrán acceder a una reparación económica mensual que equivale a una jubilación mínima. El trámite representa el inicio de la aplicación de la Ley Brisa, sancionada en julio del año pasado en el Congreso, y que el Poder Ejecutivo reglamentó en octubre.

A partir de ahora, podrán acceder al beneficio los menores de 21 años que perdieron a su madre por femicidio. Hay un requisito: el padre  o pareja de la mujer al momento del crimen debe estar condenado o tener un procesamiento firme por el femicidio. 
La propia Anses dio a conocer una guía que estipula los pasos a seguir. Se debe reunir la documentación correspondiente y firmar los formularios frente a un representante del organismo, y luego sacar el turno para tramitar la reparación. Se debe presentar DNI; partida de nacimiento que acredite el vínculo con la víctima; certificado o partida de defunción; copia del auto procesamiento, auto de elevación a juicio oral o sentencia de condena firme; eventualmente, certificado de discapacidad. A su vez, el representante del menor deberá aportar sentencia de homologación de la guarda administrativa expedida por Organismo Provincial de Niñez; y original y copia del Testimonio o de la Sentencia o del Certificado de Guarda/Tutela/Adopción/Curatela expedido por autoridad judicial.
El trámite es individual, así que si hubiera más de un hijo en condiciones de acceder al beneficio, cada uno debe hacer el trámite por separado. El monto a percibir se actualiza por la ley de movilidad.
La Anses precisó que “la reparación económica es compatible con el cobro de Asignación Universal por Hijo, Asignación Familiar, pensiones y regímenes alimentarios”; y que es incompatible “con otros beneficios otorgados por el Estado nacional, provincial o municipal que tengan carácter reparatorio por el mismo hecho”, por lo cual se deberá optar por uno de esos beneficios. 
La Ley Brisa lleva su nombre por la hija de Daiana Barrionuevo, una joven de 24 años asesinada a golpes en 2014 por su pareja. Brisa y dos hermanitos mellizos quedaron a cargo de su familia materna en Moreno, con muy pocos recursos. La Casa del Encuentro tomó su caso para impulsar la ley.  Se calcula que en la última década unos 3300 chicos perdieron a sus madres por femicidio. De ellos, 2100 son menores de 21 años.
Fabiana Túñez encabezaba la Casa del Encuentro en aquel entonces y ahora está al frente del Instituto Nacional de las Mujeres, encargado de la reglamentación de la norma, que beneficia incluso a los chicos que perdieron a sus madres antes de la sanción de la ley. El artículo 9 es el que establece que los menores de 21 años “tienen derecho a que el Estado nacional les asigne una cobertura integral de salud, la cual debe cubrir todas las necesidades de atención de su salud física y psíquica”. La ley fue sancionada en su momento por unanimidad.
Familiares de víctimas de femicidios celebraron la aprobación de la ley en julio e impulsaron luego el reclamo por la pronta reglamentación ante la demora del Gobierno en hacerlo. “Si bien para el Estado son cifras insignificantes, para las familias implica que no falte plata para la comida o la vestimenta de los chicos”, había dicho en esas semanas a este diario Lorena Fernández, hermana de una víctima de femicidio que dejó tres hijos. Además de sus sobrinos debe atender a sus dos hijos. Ahora, ellos, como muchos otros, podrán tener un dinero que los ayude. 

https://www.pagina12.com.ar/173579-la-ley-brisa-ya-es-una-realidad


www.lmneuquen.com

LMNeuquen - 08 febrero 2019
Ya se puede tramitar en Anses la reparación económica para hijos de víctimas de femicidio
La Anses habilitó el sistema para sacar turnos e iniciar la gestión, que es gratuita

Desde este miércoles está habilitado el inicio del trámite para que hijos e hijas de mujeres víctimas de femicidio obtengan una reparación económica, tal como fue aprobado en julio pasado por el Congreso a través de la normativa conocida como Ley Brisa.

El trámite se inicia en la Anses y es totalmente gratuito. Los beneficiarios son los niños que quedaron huérfanos a causa de femicidios u homicidio en contexto de violencia intrafamiliar y/o de género, con edad límite de 21 años o sin límite en caso de personas con discapacidad.

Como requisito, el padre o la pareja conviviente de la mujer debe tener una condena o un procesamiento firme por esa causa. La ley estipula que la reparación económica es equivalente al cobro de una suma reparatoria equivalente a una jubilación mínima.

Según la guía difundida por la Anses, los primeros pasos de la gestión son reunir la documentación necesaria e imprimir los formularios, que deben ser firmados frente a un agente del organismo. Luego se saca el turno, que puede utilizarse para tramitar la reparación para todos los hijos/as o hijastros/as.

Desde el Instituto Nacional de las Mujeres remarcaron que el trámite "no requiere la participación de abogados ni gestores y es totalmente gratuito".
El proyecto de ley, aprobado en julio pasado y reglamentado en octubre, fue impulsado por la ONG la Casa del Encuentro y adoptó el nombre a partir del caso de Brisa Barrionuevo, una niña que vive en Moreno junto a sus hermanos gemelos, Elías y Tobías. Su madre, Daiana Barrionuevo, fue asesinada a golpes el 20 de diciembre de 2015 y su cadáver, arrojado a un río dentro de una bolsa.

https://www.lmneuquen.com/ya-se-puede-tramitar-anses-la-reparacion-economica-hijos-victimas-femicidio-n622736


www.eltucumano.com

Argentina.
Ley Brisa: una conquista que entra en vigencia

Según informó el Instituto Nacional de las Mujeres (INAM) ya se pueden pedir los turnos en ANSES para comenzar los trámites para acceder a la reparación económica tal como lo dispone la Ley Brisa, para aquellxs niñxs y adolescentes cuya progenitora haya fallecido por violencia de género. Desde el INAM remarcaron que la gestión no requiere la participación de abogados ni gestores y es totalmente gratuito. El dinero otorgado a hijxs de víctimas de violencia de género es mensual y equivale a una jubilación mínima. La edad límite para cobrarlo es hasta los 21 o ilimitado en caso de discapacidad.
El proyecto fue impulsado por la Asociación Civil La Casa del Encuentro y la ley fue sancionada en julio y reglamentada en octubre del año pasado. Fue denominada Brisa por la hija menor de Daiana Barrionuevo, asesinada en diciembre de 2014, cuyo principal sospechoso es su expareja, Iván Rodríguez.
Gran parte de esta conquista es gracias a la lucha feminista que visibilizó la situación y respondió ante la necesidad de miles de chicxs que quedan huérfanxs por la violencia machista. Con la consigna “Ni una menos” se difundió y concientizó acerca de las miles de mujeres que son asesinadas y cuyxs hijxs quedan sin madre y, muchas veces, a cargo del agresor. La Ley Brisa es un avance en términos de derechos. Lxs niñxs y adolescentes son víctimas colaterales de los femicidios y el Estado es responsable de ellxs.

http://www.resumenlatinoamericano.org/2019/02/08/argentina-ley-brisa-una-conquista-que-entra-en-vigencia/


www.diarioperfil.com.ar

EN LO QUE VA DEL AÑO HUBO CINCO HECHOS
domingo 24 febrero, 2019 - Nadia Galán

Femicidios: alerta por el aumento de casos de mujeres incineradas Representan casi la mitad de las víctimas que fueron prendidas fuego en 2018. Graciela Coria y Rocío Cortés se sumaron a la lista, esta semana

Envuelta en llamas, Rocío Micaela Cortés intentó mitigar el fuego tirándose a la pileta de lona que había en su casa. El 50% de su cuerpo resultó quemado y fue llevada de urgencia a un hospital de la zona. Las heridas en sus vías respiratorias resultaron letales y luego de agonizar 15 días, murió. Este no fue un caso aislado. En lo que va del año, cinco mujeres fueron asesinadas por sus parejas o personas allegadas a ellas utilizando este método de ataque. Silvia del Valle Moreno, Juana Britez Rojas, Graciela Coria y Rocío Micaela Cortés fueron prendidas fuego por sus parejas. Liliana Loyola fue incinerada, al parecer, por su hijo.
Entre enero y octubre de 2018, unas 12 mujeres murieron incineradas, según el último informe de la ONG La Casa del Encuentro. Mientras que en lo que va de este año, los femicidios bajo esta metodología ya alcanzan casi la mitad de esa cifra.
El femicidio de Wanda Taddei marcó un antes y un después en la visualización de la problemática de la violencia de género. Puso sobre el tapete estos crímenes, pero también generó una réplica del modo en que fue asesinada en febrero de 2010. Su pareja y ex baterista de la banda Callejeros la roció con alcohol y la prendió fuego. El llamado “efecto Wanda” generó 11 femicidios de mujeres incineradas en 2010 y un pico alarmante de 28 casos al año siguiente. “Cuando fue el caso de Wanda se había generado en los agresores una sensación de impunidad y un alza de femicidios por incineración. Luego cuando la familia de Wanda logró nuevas pericias y Eduardo Vásquez fue condenado, disminuyó drásticamente la cantidad de femicidios de mujeres quemadas. Porque se dieron cuenta de que no habían logrado ‘el crimen perfecto’ como suponían, ya que con pericias se podía demostrar que las mujeres no se habían prendido fuego solas, como alegaban los agresores, sino que ellos lo habían hecho”, explica Ada Rico, presidenta de la ONG La Casa del Encuentro en diálogo con PERFIL. “Aunque –sostiene– en este principio de año se volvió a encrudecer esta forma de femicidios, aunque no en la misma magnitud y sin un motivo tan claro que permita la asociación directa. Igual los femicidios no tienen ninguna lógica, pero a veces podés tomarte de una punta para encontrarle una explicación como cuando fue el crimen de Wanda. Antes de Wanda casi que no existía este tipo de ataque”. Víctimas. Liliana Loyola (64) murió el 9 de enero tras cuarenta días de agonía. Llegó al hospital sanjuanino Marcial Quiroga con el 40% del cuerpo quemado. Ella entró al centro de salud inconsciente y fue inducida a una sedación por su cuadro. Según declararon los familiares, la mujer luego de días de internación pudo hablar y acusó: “fue mi hijo”. Fue su último esfuerzo, ya que se volvió a dormir y no volvió a despertar. Juan Echegaray estuvo prófugo un tiempo, hasta que fue encontrado por la policía. Está detenido, como el principal sospechoso por el crimen de su mamá. Según se pudo reconstruir, el joven en medio de un ataque, que eran constantes -contarían los allegados a la víctima-, la prendió fuego.   El 25 de enero pasado Silvia del Valle Moreno llegó a un hospital de Tucumán con el 95% de su cuerpo quemado, al día siguiente murió. Casi no le quedaba un rincón de su piel sana. Su pareja, David Ocampo, dijo que llegó a su casa y vio a Silvia envuelta en llamas y que se había tratado de un “accidente doméstico”. A él lo asistieron porque tenía los brazos y los antebrazos quemados porque, según declaró, quiso salvar a su pareja tirándole una sábana. Quedó detenido. El último día de enero, Juana Carolina Brítez Rojas (34) falleció en el hospital de La Plata debido a las quemaduras que sufrió durante una pelea con su marido, Isidoro Brizuela (26) que también murió. Estaba embarazada de cinco meses. Esta semana, fueron dos las mujeres que perdieron la vida luego de haber sido prendidas fuego por sus parejas. Graciela Coria (47) falleció el martes después de siete días de agonía, en Quilmes. “No puedo entender lo que paso”, –escribió uno de sus hijos en las redes sociales–. Su pareja Orlando Durán quedó detenido. Rocío Micaela falleció el jueves pasado. Su pequeño hijo se quedó sin su mamá. “Lo que uno encuentra haciendo la revisión desde el 2010 a la actualidad es que en estos casos de mujeres incineradas, en muchos de ellos, no hay detenidos. Porque la mujer murió, el agresor aduce que se quiso suicidar y no hay pruebas. Tendría que existir un protocolo inmediato de cuidado de la escena del ataque. Por que generalmente el agresor llega al centro de salud con la mujer quemada, a ella la inducen a un coma farmacológico por las heridas y luego muere. La familia se entera de lo sucedido, en general, al día siguiente y el agresor tiene horas para modificar toda la escena. Entonces no se entiende como aún hay una parte de la Justicia que puede creer en esta hipótesis, cuando está comprobado que las mujeres no eligen esta forma de suicidio”, analiza Rico. Wanda Taddei: caso emblemático y que generó un efecto El jueves se cumplió un nuevo aniversario del femicidio de Wanda Taddei. Luego de agonizar diez días la joven de 29 años falleció en 2010. Wanda había llegado al Hospital “Donación Francisco Santojanni” con el 60% del cuerpo quemado acompañada de su entonces pareja Eduardo Vásquez, ex baterista de la banda Callejeros. El dijo que se había prendido fuego sola cuando quiso encender un cigarrillo. Luego, se comprobó (gracias al trabajo que realizó la familia de la víctima) que Vásquez la había rociado con alcohol y luego la prendió fuego. La joven falleció el 21 de febrero de 2010. Como efecto contagio, ese mismo año se produjeron otros femicidios de mujeres quemadas como el de Alejandra Rodríguez, Norma Rivas, Fátima Guadalupe Catán y Dora Coronel. Jorge y Beatriz, los padres de Wanda, se pusieron al frente de la investigación para llevar a una condena a perpetua al femicida luego de muchas idas y vueltas en la Justicia. Desde entonces luchan contra la violencia de género, encabezan jornadas informativas y capacitaciones para nutrir de herramientas a las mujeres para salir del círculo de violencia. “Ahora es llamativo lo que está pasando con los casos de mujeres quemadas. Pero cuando fue lo de Wanda se dieron 58 casos, en las que no todas murieron. Fue como que los violentos se mimetizaron con lo que había pasado y lo replicaron. Pero lo importante es que la Ley 26.485 (de protección a la mujer) se aplique en su integridad, lo que aún no pasa”, explica a PERFIL Jorge Taddei. “El femicidio es la última expresión de la violencia, pero hay miles de expresiones antes, la única manera de cambiarla es con educación para formar   una sociedad no patriarcal”.  

https://www.perfil.com/noticias/policia/femicidios-alerta-por-el-aumento-de-casos-de-mujeres-incineradas.phtml


  www.lanacion.com

Noviazgos violentos: Los peligros ocultos detrás de un falso amor romántico
Evangelina Bucari - 11 de febrero de 2019

La humillación, con un simple pero categórico "tarada"; el control, a través de revisar celulares y redes; las restricciones, pidiendo que no usen determinada ropa; el aislamiento, hablando mal de sus amigas o de su familia; la manipulación psicológica, pidiendo perdón, prometiendo que van a cambiar o culpando a la víctima. Son solo alguna de las formas en que se manifiesta y, a la vez, se naturaliza un noviazgo violento. Agresiones cotidianas que experimentan miles de adolescentes en sus primeras relaciones. Muchas son tan imperceptibles que pasan inadvertidas hasta que la violencia se incrementa. Otras veces, es demasiado tarde.
Paula, Mai y Sabrina –como tantas otras chicas– pensaban que todo eso que les hacían sus novios era "porque me quiere tanto que me cuida mucho". A pesar de las señales, no podían ver que eso no era amor, sino lo contrario.
"Un noviazgo violento tiene todos los ingredientes para volverse invisible", afirma Alejandra Vázquez, psicóloga, especialista en violencia familiar e integrante de Surcos Asociación Civil. A la falta de experiencia y a la corta edad de las víctimas, se le suma la idea del amor romántico, que todo lo puede y lo perdona; la dificultad para reconocer la situación y contarla, y la pérdida de la red de contención.
Tres de cada 10 adolescentes denuncian que sufren violencia en el noviazgo, según la OMS. En nuestro país, la línea 144, sobre un total de 48.820 llamados en 2018, recibió cerca de 3000 de menores de 18 años (5,6%) y unos 18.000 (36,9%) de chicas de hasta 30. Según datos del Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat de la Ciudad, 935 adolescentes de entre 13 y 21 años asistieron al Programa Noviazgos Sin Violencia en 2018, un 60% más que en 2017.
Está muy arraigada la idea de que esta violencia implica gritos, insultos o golpes, pero Vázquez explica que "se trata de todas las modalidades de vinculación dentro de parejas de adolescentes en las que se manifieste abuso de poder, ya sea psicológico, físico, simbólico o económico". Es decir, cuando "se van instalando, progresivamente, situaciones de dominación y de control hacia la joven".
Conocé las señales para detectar un noviazgo violento


Aisladas y confundidas

"Es muy difícil que una chica conozca a un chico y de inmediato la violente físicamente, porque saldría corriendo. Es un camino de control y más control hasta que, si la pareja llega a consolidarse o si la chica queda embarazada, ahí empieza bruscamente el maltrato físico, porque él ya tiene asegurado que ella no se va a ir", señala Ada Rico, presidenta de la Casa del Encuentro. Por eso, el desafío es que las adolescentes puedan ver esa diferencia, que control no es sinónimo de cuidado.
Entre las manifestaciones del maltrato hacia las chicas aparecen situaciones como la ridiculización frente a los amigos, decir cosas para hacerlas sentir inútiles, prohibirles salidas o prendas, criticar su cuerpo, hacerles creer que ningún otro varón se va a fijar en ellas, culparlas de todo. Otro denominador común de los relatos es el aislamiento. Las van alejando del círculo íntimo, de toda persona a la que puedan contar lo que les pasa.
Para los especialistas, uno de los principales problemas es la idea del amor romántico. "Es la filosofía de que el amor todo lo puede o la creencia de que la otra persona va a cambiar por uno. Por ejemplo, decir que ‘el amor es ciego’. Hay que problematizarlo: si es ciego, ¿qué es lo que no te deja ver?", detalla Nayla Procopio, coordinadora de la Red Nacional de Jóvenes y Adolescentes para la Salud Sexual y Reproductiva (RedNac). Desde 2014, junto a la Fundación para Estudio e Investigación de la Mujer (FEIM), llevan adelante el programa " No comamos perdices", que busca deconstruir estos estereotipos entre los jóvenes.
Muchas veces, estos varones se comportan de una forma en público y de otra muy distinta en privado. ¿Quién no escuchó la frase "pero si es un buen chico"? Además, suelen pedir muchas veces perdón. "Después de una situación violenta –explica Vázquez–, piden disculpas, prometen no volver a hacerlo. Esto confunde, porque la violencia coexiste con situaciones amorosas, y eso genera esperanza en la joven: el pensar que ella va a poder cambiarlo".
Esto implica mucho desgaste para la joven, por pensar que algo está haciendo mal o que ella lo provoca. El deterioro de la salud emocional y la autoestima es grave, con riesgo de depresión y trastornos alimenticios. "Incluso, lleva pensamientos suicidas", destaca Vázquez.
Rico señala que es clave que los padres hablen mucho con sus hijos, en un diálogo no censurador, "porque si la adolescente siente la censura no va a hablar más", aunque sea difícil entender por qué su hija está en una relación que la daña. Y agrega: "Lo que hay que evitar es que la adolescente quede sola. El femicida no empieza de un día para el otro a ejercer violencia. Todo arranca en el noviazgo".
También hay que trabajar con la familia. "Hay muchos mandatos patriarcales internalizados, como pensar que una mujer solo se realiza cuando está al lado de un hombre. Y los primeros noviazgos son una etapa propicia para poder cuestionar estos estereotipos", explica Vázquez.
Procopio señala que en los talleres que da RedNac, muchas chicas cuentan que la familia a veces justifica la violencia del novio "para que no lo pierdan" o diciendo que "lo hace porque te quiere".
Por eso, Vázquez destaca que "el cómo se construye la figura masculina en nuestra sociedad patriarcal es un factor de riesgo". El varón aprende primero lo que no debe ser: los hombres no lloran, no muestran sus emociones y aprenden a los golpes.
"Es muy importante que existan servicios donde se ofrezca asistencia legal, médica y psicológica, y se brinden tratamientos. Pero ahí vemos el problema cuando ya se presentó, no vamos a la raíz", detalla Vázquez. Por eso, el desafío es aprender a reconocer los malos tratos desde corta edad.
Para eso, la prevención primaria tiene que estar dirigida a problematizar y desnaturalizar las concepciones estereotipadas de las relaciones y las cuestiones de género. "Y la escuela, a través de la Educación Sexual Integral (ESI), es uno de los ámbitos más propicios", señala Procopio, para quien es fundamental que los chicos puedan sacarse dudas y pedir ayuda.
Rico agrega que "hay que trabajar con ellas y con ellos, porque a los jóvenes hay que explicarles que esa mujer no les pertenece y a las chicas a qué cosas deben estar muy atentas".
El movimiento feminista, donde las adolescentes tienen gran presencia, y la mirada con perspectiva de género sobre las relaciones también invitan a replantearse los roles en la pareja. "Antes, quizás no eran cuestionados estos estereotipos, en que las mujeres tenían un papel mucho más sumiso y de sostener; mientras que las decisiones y el control eran del hombre. Hoy, estos lugares están cuestionados", dice Procopio.

No hay que confundir celos con amor - No subestimar

Muchas veces, ponerle fin a la relación no es sinónimo de que todo terminó. "No hay que subestimar las amenazas. Si la joven no cuenta con una red de protección, puede quedar en peligro", asegura Hugo Capacio, a quien todavía le cuesta creer que su hija Dayana haya sido víctima de femicidio en 2012. Tenía 17 años cuando su exnovio, Maximiliano Tesone, la asesinó en Rosario, después de hostigarla por más de un mes, luego de que la joven terminara el noviazgo. Era "una chica alegre, pura picardía", recuerda Hugo.
"A la distancia, vemos que señales hubo muchas, pero en ese momento no teníamos información, se naturalizaban muchas cosas. Notábamos los celos enfermizos que él tenía, cómo la controlaba, pero nunca lo vi gritarle ni levantarle la mano", recuerda el padre de Dayana. Sin embargo, después de la investigación, se enteraron que su hija sí había sufrido maltrato físico. Ella había decidió dejarlo por ese motivo, pero nunca lo contó.
Hugo es parte de la agrupación Atravesados por el Femicidio, que nuclea a 47 familias de todo el país, brindando contención y también ayudando a víctimas. A los padres, siempre les dice que estén alerta a la autoestima de sus hijas. "El trabajo que hacemos busca aportar un grano de arena para que a otros no les pase lo que a nosotros", concluye.
Para los especialistas la denuncia es necesaria cuando las chicas deciden terminar la relación y el novio se niega o comienza a hostigarla. "Ya sabemos cómo terminan las obsesiones: muchas, en femicidio", asegura Rico.
Cuando se detectan algunas de las señales, el primer paso es solicitar ayuda psicológica con especialistas. "La violencia es una problemática social que requiere de un abordaje interdisciplinario y en red entre los diferentes organismos", señala Vázquez. Y Procopio, agrega: "También es importante ponerse a disposición de quien está atravesando la situación de violencia, pero respetando los tiempos y, sobre todo, no juzgar".

https://www.lanacion.com.ar/comunidad/noviazgos-violentos-los-peligros-ocultos-detras-falso-nid2219095


  www.clarin.com

En Córdoba

Mató a su esposa el día de su cumpleaños frente a su hija y luego se suicidó

Ocurrió en el barrio La France, al noroeste de la capital cordobesa. Un vecino aseguró que años atrás el agresor había prendido fuego la casa.

La mató a tiros el día de su cumpleaños y luego se disparó en la cabeza con una pistola Bersa calibre 22. La escena, un caso nuevo de femicidio que sacude por estas horas a los vecinos del barrio La France -al noroeste de la capital cordobesa-, fue presenciada por la hija de ambos, de 19 años.
Según informó el diario local La Voz, la víctima fue identificada como Patricia Gómez, de 53 años. El episodio habría comenzado con una fuerte discusión que la hija de este matrimonio escuchó desde su habitación y que intentó frenar, ya que el hombre amenazaba a su mamá con un arma de fuego.
Pero según pudieron reconstruir los investigadores, él empujó a la joven, impidiéndole intervenir, y fue entonces cuando disparó contra su esposa
Según publicó el sitio Eldoce.tv en base al relato de la chica, tras disparale a la mujer, el hombre llevó el cuerpo al patio de la casa y le disparó nuevamente varias veces. Luego se suicidó.
"Era el cumpleaños de la mujer. El hombre había vivido ahí hasta hace un mes. El domingo a la noche quiso volver, pero la mujer se negaba, según comentó su hija, que estaba en la vivienda con unas amigas", dijo el jefe policial Paiva a La Voz.
El femicida fue identificado como Alberto Bolomo, de 50 años. Tras dispararse en la cabeza fue trasladado al Hospital de Urgencias, donde falleció cerca de las 3 de la madrugada de este lunes.
Un vecino del barrio expresó a radio Mitre que entonces “la chica salió a la calle pidiendo ayuda”, y recordó algunos antecedentes de violencia de género, años atrás: “No recuerdo bien la fecha, pero el agresor también le había prendido fuego la casa”.
Medios locales afirman que en 2005 el hombre ya había perpetrado un intento de femicidio: le disparó en el estómago a su esposa. La mujer sobrevivió y la causa penal quedó en la nada porque Bolomo fue declarado inimputable.

Uno de cada cinco se suicida

Entre 2008 y 2017, 2.679 mujeres y niñas fueron víctimas de femicidio. Sus asesinatos estuvieron atravesados por escenarios de violencia de género. Seis de cada diez de esos femicidios fueron perpetuados por parejas o ex parejas de las víctimas. Y 483 femicidas se suicidaron después de asesinar a sus víctimas, según estadísticas que elabora la asociación civil La Casa del Encuentro, que visibiliza casos de violencia de género en todo el país. En promedio, se suicida un femicida por cada cinco femicidios cometidos.
​"El varón agresor tiene una obsesión con la mujer a la que agrede, a la que considera su objeto. Considera que le pertenece. Al asesinar a esa mujer, en una última demostración de todo el poder que tiene sobre ella, pierde también sentido su vida porque ya no hay objeto al que perseguir", le dijo a Clarín Ada Rico, presidenta de La Casa del Encuentro.

https://www.clarin.com/sociedad/cordoba-asesino-esposa-frente-hija-luego-suicido_0_e3IJghzej.html


  www.lanacion.com

Violencia de género: una reparación para las víctimas colaterales de los femicidios
El 4 de julio, el Congreso aprobó la llamada ley Brisa (27.452), que establece una reparación económica para niños y niñas cuyas madres hayan sido víctimas de femicidio y sus padres, procesados o condenados por aquel. La norma, que contempla una suma de dinero mensual equivalente a una jubilación mínima y atención integral para la salud, fue promovida por La Casa del Encuentro, asociación civil que lleva años buscando poner en agenda la dolorosa realidad de estos chicos y sus familias.
El caso de Brisa fue tomado como bandera para impulsar el proyecto que busca dar respuesta a una situación que afecta a más de 3000 menores. Junto a sus hermanos mellizos, la nena era hija de Daiana Barrionuevo, asesinada a golpes por su expareja y padre de los chicos, en diciembre de 2014, en Moreno. El hombre fue condenado y el padre de Daiana, Osvaldo, quedó a cargo de los chicos, y tuvo que recurrir a los medios en busca de ayuda.
"En 2009 comenzamos a pensar qué pasaba con esos hijos e hijas, las víctimas colaterales de los femicidios: de eso no se hablaba", explicó Ada Rico, presidenta de La Casa el Encuentro. De a poco, comenzaron a sacar esas historias a la luz y a pensar en una reparación. "Nos costó mucho que se incorporara la palabra 'reparación' en vez de subsidio o pensión, porque tenía que ser compatible con otros beneficios que tuviera el menor, como la AUH, y acceso a atención psicológica. Esto es algo que les corresponde: el Estado tiene que hacerse cargo de esta niñez desamparada", subrayó Ada.

https://www.lanacion.com.ar/comunidad/compromiso-ciudadano-el-debate-marco-las-leyes-sociales-de-2018-nid2206820


  www.mundotkm.com

El 2018 fue feminista: 33 momentos que marcaron un año teñido de verde

El feminismo conquistó espacios que eran impensados en años anteriores: la televisión, las casas, las escuelas y, por supuesto, las calles. Un breve resumen de lo que el 2018 nos dejó.

24- Ley Brisa: reparación económica para los hijos e hijas de víctimas de femicidios

En julio se aprobó la Ley Brisa, que brinda un resarcimiento económico a hijos e hijas de víctimas de femicidios. En octubre del mismo año, se logró reglamentar teniendo plena vigencia.
La ley dictamina que desde el momento en que se procese al femicida, los hijos y las hijas menores de 21 años o mayores pero que presenten alguna discapacidad serán resarcidos

28- Varones hablándoles a otros varones pare reeducarse

Serían impensados estos videos a principios del 2018, pero sucedió. Fundación Avon inició una campaña denominada #CambiáElTrato junto a La Casa del Encuentro, Naciones Unidas y el Instituto Nacional de las Mujeres que intentó poner en evidencia el comportamiento de los hombres respecto a las mujeres.
En uno de esos videos, uno de los personajes ve pasar a una mujer y le grita: “Ah bueno, estás para el secuestro. ¿Sabés todo lo que te haría?”. El otro, lo interrumpe: “Boludo, ¡pará un poco! ¿No te das cuenta que la asustás a la chica?”. De ese modo se intentó que el video se viralice para llegar a quienes no están deconstruidos.

https://www.mundotkm.com/genero/2019/01/01/el-2018-fue-feminista-33-momentos-que-marcaron-un-ano-tenido-de-verde/
www.defensoria.org.ar

28 diciembre, 2018

SE APROBÓ LA CAPACITACIÓN OBLIGATORIA EN GÉNERO PARA EL PERSONAL DE LA DEFENSORÍA DEL PUEBLO

En consonancia con la Ley Micaela, el Defensor del Pueblo Alejandro Amor declaró al Curso de Igualdad de Género y Prevención de las Violencias que desde hace 4 años se dicta en la institución "de carácter obligatorio para la carrera administrativa, técnica y profesional" de todo su personal.
“La prevención de la violencia de género en sus múltiples aspectos es un compromiso prioritario de este organismo. Tiene que haber un cambio cultural, principalmente de los varones, para superar las conductas violentas y machistas” subrayó Amor.

La Ley Micaela fue aprobada el pasado 19 de diciembre con el impulso de la ola de denuncias de acoso sexual desatada por el caso Darthes. Esta norma busca prevenir la violencia contra las mujeres, y para eso dispone la capacitación en la temática de género en los tres poderes, para todos los niveles y jerarquías.

Un día después de la sanción de esa noram, la Defensoría del Pueblo dispuso la obligatoriedad para todo su personal de realizar el Curso de Igualdad de Género y Prevención de las Violencias que el Programa de Niñez, Adolescencia y Género, el Centro de Estudios para el Fortalecimiento Institucional y la Asociación Civil La Casa del Encuentro vienen dictando hace cuatro años. De esta forma, el organismo se convierte en uno de los primeros en tomar una medida de este tipo.

Los cursos son dictados por referentes en género y violencia contra las mujeres como María Elena Naddeo, Ada Rico y Sonia Santoro. Los temas que aborda el curso son: introducción a la perspectiva de género, derecho y género, violencia contra las mujeres, violencia doméstica, explotación sexual y trata, derechos sexuales y reproductivos, infancia y género, derechos LGBT, trabajo y cuidados, y comunicación y género.

La Defensoría del Pueblo porteña trabaja en distintas iniciativas para la promoción de la igualdad de género y prevención de las violencias. Entre ellas, a comienzos de año presentó en la Legislatura porteña un proyecto de ley para la creación del Programa Permanente de Capacitación Institucional en Género, Diversidad Sexual y Violencia contra las Mujeres en la CABA en el que plantea que “la formación y capacitación permanente en gestión con perspectiva de género y violencia contra las mujeres es requisito obligatorio para desempeñarse en la función pública”.

http://www.defensoria.org.ar/noticias/se-aprobo-la-capacitacion-obligatoria-en-genero-para-el-personal-de-la-defensoria-del-pueblo/


www.notife.com

El hombre estaba de servicio y presuntamente alcoholizado
Estaban juntos hacía un año

A pocas horas de haber comenzado el año, un oficial de policía le pegó un tiro a su esposa y luego se suicidó. Ocurrió en el Barrio Borges, en la capital de Santiago del Estero.
Héctor Montenegro se presentó en Comisaría Novena poco después de medianoche, pero antes de terminar su jornada laboral volvió a su casa y con su arma reglamentaria le disparó a Celeste Castillo. Testigos aseguraron que, a pesar de estar en servicio, el hombre estaba alcoholizado.

Según algunos vecinos, tuvieron una discusión que terminó con los disparos. Castillo murió en el acto y luego Montenegro se suicidó de un balazo en la cabeza.
Las estadísticas de la Casa del Encuentro establecieron que en los primeros diez meses del 2018 hubo 225 femicidios, uno cada 32 horas. La mayoría fueron cometidos por las parejas o ex parejas de estas mujeres.

http://notife.com/651582-primer-femicidio-de-2019-un-policia-mato-a-su-esposa-y-se-suicido/


www.elciudadanoweb.com

Violencia de género

Un policía mató a su pareja tras una discusión y se suicidó

El primer femicidio de 2019 ocurrió en Santiago del Estero cuando el oficial Héctor Montenegro, que momentos antes había cumplido servicios en una comisaría de la zona, le disparó dos tiros con el arma reglamentaria a su novia que falleció en el acto
El año 2019 ya sufrió su primer femicidio. Un policía asesinó a su novia y se suicidó de un tiro en la cabeza. El hecho ocurrió este martes a la mañana en el barrio Borges, de Santiago del Estero.
El oficial Héctor Montenegro, que momentos antes había cumplido servicios en una comisaría de la zona, discutió fuertemente con su pareja, Celeste Castillo de 27 años. Él sacó su arma reglamentaria y le disparó dos tiros a la joven, quien murió en el acto y luego el funcionario policial se quitó la vida con el mismo arma de fuego, con un balazo en la sien derecha.
Auxiliado de urgencia por vecinos del lugar, el policía falleció una hora más tarde en el Hospital Regional Ramón Carrillo de la capital santiagueña.
Por disposición de la justicia, se ordenó que los cuerpos sean trasladados y sometidos a una autopsia en la Morgue Judicial que funciona en el Hospital Independencia.

Números del horror

Un informe sobre los femicidios en Argentina durante 2018 contabilizó que hubo 225 casos a nivel nacional. Además en el trabajo elaborado por el Observatorio de Femicidios en Argentina, Adriana Marisel Zambrano, con la coordinación de la Asociación Civil La Casa del Encuentro, se determinó que en el país una mujer fue asesinada cada 32 horas.
Los datos se desprenden de estadísticas recopiladas de agencias informativas y 120 diarios de distribución nacional y provincial, al igual que del seguimiento de cada caso en los medios.
El análisis refleja que en el 89% de los hechos los femicidas eran varones con quienes las víctimas tenían un vínculo, lazo familiar o conocimiento previo. Casi en el 40% de los casos eran sus parejas y ex parejas. Del total, se registraron 21 femicidios sin vinculo aparente y se registraron además 4 femicidios estatales, término utilizado para mujeres que murieron a causa de abortos clandestinos.

https://www.elciudadanoweb.com/un-policia-mato-a-su-pareja-tras-una-discusion-y-se-suicido/


  www.clarin.com

Se va a caer
Los cinco momentos feministas del año en Argentina

Del paro de mujeres al debate por el aborto. Hechos que hicieron del movimiento feminista local un colectivo sin precedentes.

El 2018 fue un año de hechos de suma importancia para el movimiento feminista argentino. Entremujeres recogió cinco momentos épicos que recuerdan que el patriarcado se va a caer. 
Paros de mujeres: el 8 de marzo, en conmemoración del Día de la Mujer, se llevó a cabo el primer paro de mujeres del año. "Si nosotras paramos, el mundo para", decía la consigna a nivel mundial. En Argentina, contra la violencia machista, se aseguró: “Si nuestra vida no vale, produzcan sin nosotras”. El 5 de diciembre, en tanto, miles de mujeres marcharon y adhirieron al paro de mujeres convocado en repudio al fallo por el femicidio de Lucía Pérez. Marta Montero, madre de la joven asesinada en Mar del Plata en 2016, dijo: "Este papelón que hicieron estos jueces retrógrados, de culpar a una chica de 16 años por haber tenido sexo, por haber tenido un carácter fuerte, no va a quedar así. No nos van a callar ni amedrentar, porque todos ustedes están con nosotros". La afirmación fue contra el fallo del tribunal integrado por los jueces Aldo Carnevale, Facundo Gómez Urso y Pablo Viñas, que absolvió a los acusados y determinó que no se trató de un femicidio.
Ni Una Menos: el 4 de junio, por tercer año consecutivo, se llevó a cabo en varias ciudades del país la marcha que pide el fin de la violencia contra las mujeres. Según el “Observatorio de Femicidios en Argentina Adriana Marisel Zambrano”,coordinado por la Asociación Civil La Casa del Encuentro, del 1º de enero al 31 de octubre de 2018 hubo un femicidio cada 32 horas en nuestro país. Esto corresponde a 225 femicidios y femicidios vinculados de mujeres y niñas y 29 femicidios vinculados de hombres y niños. Como consecuencia, 250 hijas e hijos quedaron sin madre, 169 de ellos (más del 67%) son menores de edad. Así, este año, el movimiento creado en 2015 dijo: “¡Sin aborto legal no hay Ni Una Menos! ¡No al pacto de Macri con el FMI! ¡Ni Una Menos! ¡Vivas Nos Queremos! ¡El Estado es responsable!”.
Debate por el aborto: el 2018 será recordado para muchos argentinos como el año en que la oposición “legal o clandestino” llegó al Congreso. Tras meses de exposiciones y por séptimo año consecutivo el Proyecto de Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) llegó al palacio legislativo. Ante una marea verde creciente y poderosa, el 14 de junio la Cámara de Diputados lo aprobó por 129 votos a favor y 125 en contra. Sin embargo, el optimismo duraría poco: el 9 de agosto los senadores desestimarían la ley con 38 votos en contra frente a 31 a favor. La Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal Seguro y Gratuito ya adelantó que volverá a presentar el proyecto en 2019 con algunas modificaciones.
Pañuelazos: en el marco del debate por la despenalización del aborto en Argentina varios pañuelazos se dieron alrededor del mundo para apoyar la iniciativa. En consulados y embajadas argentinas cientos de personas se reunieron para alzar sus pañuelos bajo el lema: “Educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar, aborto legal para no morir”. Brasil, Estados Unidos, Francia, España, México, Colombia, Costa Rica y Chile fueron algunos de los países que se sumaron. Esta misma iniciativa se dio en plazas y sitios emblemáticos alrededor de todo el país. Actualmente el pañuelo sigue atado a millones de mochilas, carteras y demás, como símbolo de un triunfo que va más allá de la negativa que obtuvo el proyecto: el movimiento feminista argentino sabe que ya ganó y en eso no hay retroceso.
Mee Too argentino: el 11 de diciembre una denuncia conmovió al país. El colectivo Actrices Argentinas convocó a una conferencia de prensa en donde acompañó a la actriz Thelma Fardín en su acusación penal y pública contra Juan Darthés. "Fue en 2009. Tenía 16 años y estábamos en una gira infantil, yo era una nena. El único actor adulto tenía 45 años. Comenzó a besarme el cuello y le dije que no. Me agarró la mano y me hizo que lo tocara y me dijo 'mirá como me ponés', haciéndome sentir su erección. Me tiró en la cama y me empezó a practicar sexo oral. Me metió los dedos y yo seguía diciendo que no. Le dije: 'Tus hijos tienen mi edad', pero siguió. Se subió encima mío y me penetró, hasta que alguien golpeó la puerta, me paré, Juan salió de encima mío y salí”. Thelma pronunció esas palabras en el video que impuso y viralizó la frase “Mirá cómo nos ponemos”. Tras ella, gran cantidad de actrices, mujeres y hombres anónimos denunciaron también situaciones de abuso. La causa legal contra Darthés, acusado de violar a Fardín cuando era menor de edad en Nicaragua, sigue su curso. El acusado, mientras tanto, se refugia en Brasil.

https://www.clarin.com/entremujeres/genero/paro-feminismo-niunamenos-aborto_0_nqSC93u6u.html


www.lmdiario.com.ar

Primer femicidio del 2019: un policía mató a su esposa y se suicidó
Apenas comenzado el 2019, Santiago del Estero ya sufrió su primer femicidio. Un policía asesinó a su novia y luego se suicidó de un tiro en la cabeza. El hecho ocurrió en el barrio Borges horas antes del mediodía del martes.


El oficial Héctor Montenegro discutió con su novia, Celeste Castillo, de 27 años, sacó su arma reglamentaria y le disparó. La joven murió en el acto. Inmediatamente el policía se pegó un tiro en la cabeza para suicidarse, pero no lo logró. Fue trasladado al hospital, donde finalmente murió.
Mónica Barrionuevo, amiga de Celeste Castillo, dio más detalles de lo ocurrido este martes por la mañana ante un canal de televisión local: “El estaba prestando servicio y salió antes. Nos dijeron que entró a trabajar anoche a las doce y tendría que haber salido a las 7 de la mañana. Se vino borracho a la casa y habrían tenido una discusión".
“¿Cómo un personal policial que porta un arma anda borracho y sale antes de su horario de trabajo, o sea van a trabajar y cualquiera sale a cualquier hora?”, se preguntó enojada la amiga de Celeste de acuerdo a lo publicado por Crónica.
La amiga también contó que la víctima y el victimario estaban de novios hacía un año y que hace poco se habían casado en secreto
Policías femicidas
Un informe del Observatorio de Femicidios “Adriana Marisel Zambrano”, dirigido por la Asociación Civil La Casa del Encuentro, revela que en el país en 2016 hubo 19 mujeres asesinadas por efectivos de las fuerzas de seguridad. 
La cifra se mantiene constante desde 2008, cuando la ONG inició sus actividades a falta de un registro oficial hecho por el Estado nacional. En total, desde ese año hasta el 2016, hubo 129 policías femicidas.

https://lmdiario.com.ar/noticia/122341/primer-femicidio-del-2019-un-policia-mato-a-su-esposa-y-se-suicido


www.diarioconstitucional.cl

El femicidio y la cuestión de género. Aspectos sociológicos, históricos e institucionales

Lectora le deseo la mejor de las suertes. Que nunca tenga que enfrentar a la violencia de un hombre manipulador
14 de enero de 2019

Recientemente, la abogada argentina María Cristina Zeballos de Sisto publicó un artículo sobre el femicidio y la cuestión de género.
Al respecto, afirma la autora que hoy se sabe que merece un tratamiento especial la llamada violencia de género y el tipo penal conocido como feminicidio.
En ese sentido, sostiene que hasta existe un tipo penal propio, que tiene que ver con el asesinato de mujeres producto de la violencia, el maltrato físico, las descalificaciones, las humillaciones, las artimañas y las torturas que se puede llegar a sufrir por el solo hecho de ser una mujer. Los protagonistas o autores de estos homicidios suelen ser hombres que fueron parejas de las víctimas. También pueden ser sus novios, esposos o ex maridos. O, cualquier hombre que se crea con derechos sobre ellas.
A esos efectos, el documento se plantea que en los últimos doscientos cincuenta años se ha ido creando un novedoso andamiaje legal que ha consolidado distintos aspectos que apuntan a los derechos de las personas en general y las mujeres en particular. Después aparecerá la igualdad de género.
Luego, expone que en su país siempre ha existido un grado importante de violencia sobre las mujeres. Pero el tema se está acelerando o los medios de comunicación se interesan mucho más sobre este tema. En 2013 hubo un femicidio cada 30 horas en la Argentina. La cifra se mantiene y se aceleró en el 2017. Así surge de un informe presentado por la Casa del Encuentro. Registró, ese año, 295 asesinatos de mujeres víctimas de la violencia de género; unos 400 chicos quedaron sin madre.
Finalmente, manifiesta que junto al femicidio hay que mirar la trata de personas: no te quito la vida pero te exploto sexualmente. Y te denigro, concluye.

http://www.diarioconstitucional.cl/noticias/asuntos-de-interes-publico/2019/01/14/el-femicidio-y-la-cuestion-de-genero-aspectos-sociologicos-historicos-e-institucionales/
www.bahia.telefe.com

En lo que va del 2019, hubo un femicidio cada 48 horas
Celeste, Daiana, Valeria, Joselin, Gisel, Liliana, Agustina, eran los nombres de las mujeres que este año fueron asesinadas por la violencia machista, y que representan a tantas otras cuyos casos ni se llegan a conocer.

En los primeros 14 días del 2019, hubo 7 femicidios en Argentina, contabilizados por La Casa del Encuentro. Celeste, Daiana, Valeria, Joselin, Gisel, Liliana, Agustina, eran los nombres de las mujeres que este año fueron asesinadaspor la violencia machista, y que representan a tantas otras cuyos casos ni se llegan a conocer.
Cada 48 horas, una de ellas fue víctima de un femicidio. La cifra espanta, pero no es nada nuevo: en 2018 asesinaron a una mujer cada 32 horas, en 2017 cada 30 horas, y los números no mejoran siguiendo el conteo hacia atrás en el tiempo. Un detalle no menor, son estadísticas obtenidas a partir en los casos publicados por los medios de comunicación. "Nos basamos en los medios a nivel nacional, no sólo los masivos, sino también los locales", contó Ada Rico, directora de La Casa del Encuentro, a TelefeNoticias.com.ar.
Necesitamos un cambio cultural. Por ejemplo, en el caso de Agustina Imvinkelried, hubo un varón que decidió tapar a una mujer. Son casos que se repiten, en los que alguien considera que una mujer le pertenece, como si fuese un objeto”, dijo Rico.

Y agregó: “Otro cambio que necesitamos se tiene que dar en la Justicia. Por ejemplo, el caso de Gisel Romina Varela en Mar del Plata, ella tenía una orden perimetral. La Justicia tiene que implementar la tobillera electrónica para los denunciados, para poder controlarlos”.
“Otro problema es que hay un altísimo porcentaje de mujeres que no se animan a denunciar, que aproximadamente es del 80%. La Justicia tiene que otorgar los medios para proteger a las mujeres. Aproximadamente el 80% de las víctimas de femicidios no habían hecho las denuncias porque no creen que las van a proteger”, explicó Rico.

https://bahia.telefe.com/nacionales/en-lo-que-va-del-2019-hubo-un-femicidio-cada-48-horas/


www.lavanguardia.com

Argentina registra 8 feminicidios en lo que va de año, uno cada 48 horas
16/01/2019
Buenos Aires, 16 ene (EFE).- En lo que va de año, en Argentina se han producido 8 feminicidios, una media de uno cada 48 horas, según datos del Observatorio de Feiminicidios del país.


A pesar de que es una cifra inferior a la media de los últimos 10 años -una mujer asesinada cada 30 horas-, la presidenta del Observatorio, Ada Rico, afirmó a Efe que "de cualquier manera las cifras son altas ya que estamos hablando de cerca de 300 mujeres al año asesinadas por violencia de género".
Acorde a los registros tomados durante los últimos años, los casos de feminicidio suelen responder a un patrón determinado: el asesino es la pareja o la expareja y el homicidio se produce en una vivienda, bien sea de la víctima o del agresor.
"Cuando hablamos de inseguridad, el lugar más inseguro para la mujer en situación de violencia es la vivienda, no es la vía pública", aseveró Rico.
Argentina es el quinto país de América Latina con mayor índice de feminicidios registrados, a pesar de que a nivel de leyes es, según Rico, un país avanzado.
"Hace muchísimos años que tenemos excelentes leyes, tenemos la Ley de Agravantes por Violencia de Género, del año 2012, tenemos infinidad de leyes, lo que necesitamos son jueces y juezas que apliquen estas leyes", manifestó.
La ley dictada en 2012 establece que todo aquel que cometa feminicidio será condenado a cadena perpetua, aunque los datos recopilados por el Observatorio demuestran que en la mayoría de casos la Justicia condena a los agresores por homicidio simple con penas medias de 12 años de prisión.
En este sentido, la también presidenta de la asociación civil Casa del Encuentro apunta a una mejora en el sistema judicial, al que califica de "patriarcal y sexista" y a la que demanda que implemente, entre otras cosas, "las tobilleras electrónicas en los agresores para poder monitorearlos".
"Al poder judicial le tenemos mucho para decir, tenemos medidas cautelares que son violadas, tenemos denuncias que no son tomadas en cuenta y consideramos que tiene que haber más campañas de prevención para acompañar a las mujeres a que se animen a denunciar", destacó.
El Observatorio de Feminicidios de Argentina es una agrupación civil que desde el año 2009 monitorea los homicidios a mujeres "ante la ausencia de estadísticas oficiales", y que maneja datos como el que dice que los días de año en el que se producen más homicidios son el Día de la Madre y el día de Navidad.
"Es cuando la mujer decide pasar con sus familias las fiestas más tradicionales. Navidad es una fiesta muy tradicional donde la familia se reúne y entonces la mujer ahí intenta decidir y se da la agresión", concluyó Rico. EFE

https://www.lavanguardia.com/vida/20190116/454174982820/argentina-registra-8-feminicidios-en-lo-que-va-de-ano-uno-cada-48-horas.html


www.perfil.com

Violencia de género: casi el 90 % de los casos son de riesgo alto o mediano
Entre enero y septiembre de 2018 se realizaron más de 8.300 denuncias. Solo el 12 % fueron catalogadas como de peligro bajo para la víctimas.

Agustina Imvinkelried fue asesinada el domingo 12 de enero en la ciudad santafesina de Esperanza. Su atacante la estranguló luego de intentar abusar de ella. La joven de 17 años se defendió, pero el hombre la doblaba en fuerza y la terminó matando. Pablo Trionfini tenía antecedentes por violencia. Su ex pareja lo había denunciado por haberla agredido.

En la mayoría de los casos, la valoración del riesgo que corren las víctimas son medios o altos. Ya que, solo el 12 por ciento de los hechos evaluados por la Oficina de Violencia Doméstica (OVD) de la Corte Suprema de Justicia fueron catalogados de bajo riesgo para la denunciante.

La OVD atendió 8.342 casos  entre enero y septiembre de 2018. El 60 por ciento de esas denuncias estaban vinculadas con la violencia de género. Mujeres que acusaron a sus parejas o ex parejas, novios o ex novios por algún hecho de maltrato ocurrido en Capital Federal, área de ingerencia de esta oficina. Ante la consulta, los especialistas se entrevistan con las denunciantes y evalúan el riesgo que corren de acuerdo con unos indicadores previamente establecidos. Solo el 12% de esas evaluaciones arrojaron un riesgo leve en ese período.

Mientras que el riesgo medio o moderado correspondió al 52% y el alto o altísimo significó el 36% restante. A esas calificaciones de riesgo se llega por una serie de valores que se les asigna a unos 180 indicadores con los que cuenta la OVD y están agrupados en diferentes fichas dependiendo de si el denunciante es una mujer víctima, un familiar, un niño o un adulto, entre otros. La suma que arrojan esos indicadores determinarán el grado del riesgo para la denunciante. El valor numérico que tiene cada indicador se estipula a partir de la intensidad, periodicidad y frecuencia de los episodios, según pudo saber PERFIL. Los profesionales, principalmente psicólogos y asistentes sociales, realizan la evaluación general y elaboran el informe de riesgo donde argumentan la decisión y se entrega al juez de la causa, quien determina las medidas de protección a tomar.

Ya son 200 los bancos rojos en el país contra la violencia de género Exclusión del hogar, entrega de botón antipático, restricción perimetral o definición sobre resguardo de los menores son algunas de las medidas que pueden adoptarse, según está estipulado en la Ley de Protección Integral de las Mujeres. Lo que diferencia la resolución que se toma en los casos catalogados como moderados y los de alto riesgo es la extensión de la medida. Por eso, en los casos determinados como más extremos lo que se hace es extender los lapsos de las medidas de protección elegidas.

Además,  el juez puede complementarlo con alguna solicitud de un informe disciplinario y se puede convocar al cuerpo médico forense para constatar lesiones. Femicidios 2019. Gisel Varela tenía en su poder una restricción perimetral que no impidió que su ex pareja la asesinara el 8 de enero último (ver aparte). Ella era policía, al igual que Romina Elizabeth Ugarte (26), que fue asesinada por su novio en Cañuelas el miércoles pasado. Héctor Montenegro usó su arma reglamentaria para matar a su novia Celeste Castillo en Santiago del Estero, hecho que se convirtió en el primer femicidio de este año. En 2018, el 6% de los agresores formaban parte de las fuerzas de seguridad, según datos de la ONG La Casa del Encuentro.

En la primera quincena de enero también fueron asesinadas Daiana Moyano (24) en los alrededores de la ciudad Mi Esperanza, Córdoba, y Danisa María del Luján Canale (39) en la ciudad santafesina de Gálvez. Su marido la mató a mazazos. Valeria Juárez (32) en Chaco y Agustina Imvinkelried, en Santa Fe, completan la triste lista. Ambos casos tienen la particularidad de que sus femicidas se quitaron la vida luego de asesinarlas. El año pasado, el 10% de los femicidas tomaron la decisión de suicidarse luego de matar a una mujer. El caso de Joselin Mamani se lo investiga como un femicidio vinculante (cuando se asesina a un familiar de la mujer para producirle un daño mayor). La nena de 10 años fue apuñalada y se cree que la asesinó un hombre que fue pareja de su mamá. Morir por ser mujer: por qué no bajan las cifras de femicidios El femicida de peligro ‘leve’ Claudia Schaefer (44) había denunciado a su  esposo, Fernando Farré, con el que llevaba un tormentoso proceso de separación. La mujer había sido evaluada por la Oficina de Violencia Doméstica de la Corte Suprema. Tal vez, uno de los casos excepcionales, ya que había sido catalogado como de riesgo bajo/leve para la denunciante. Se dictó una restricción de acercamiento. En el último encuentro en el country Martindale de Pilar, él la mató. Ambos se habían citado junto con sus abogados para que Farré retirara sus pertenencias. Farré la llamó con alguna excusa al vestidor de la habitación y la acuchilló. No le importó que los letrados y su propia madre estuviesen presentes en el lugar. “Tuvimos la audiencia y como parecía un riesgo leve, el juzgado acordó un régimen de visitas provisorio y el retiro de las cosas. Eso fue hace apenas cuatro días”, había contado la abogada de Farré tras el crimen.

El 13% de las víctimas pide ayuda Gisel Varela (33), agente de la policía local, tenía en su cartera la resolución judicial que establecía una restricción de acercamiento para su ex pareja a la que había denunciado por violencia de género. Sergio Cejas sorprendió a Gisel en la parada de colectivo el 8 de enero pasado, en Mar del Plata, cuando se iba a trabajar. Le sacó el arma reglamentaria y le disparó cinco veces hasta matarla. Según datos de la ONG La Casa del Encuentro, entre enero y octubre de 2018 se produjeron 225 femicidios. En el 13% de esos hechos las víctimas habían realizado la denuncia contra sus victimarios y en el 6% de estos casos los femicidas tenían vigente una restricción perimetral. Sobre Cejas pesaba una prohibición de acercamiento de 300 metros que vencía en abril próximo y una orden para que los efectivos policiales realizaran “recorridas periódicas” a la casa de la denunciante. Nada alcanzó.

https://www.perfil.com/noticias/policia/violencia-de-genero-casi-el-90-de-los-casos-son-de-riesgo-alto-o-mediano.phtml


www.losandes.com.ar

Mujeres en riesgo: las violencias invisibles anticipan la agresión física
El víctimario suele ser la pareja o ex en 8 de cada 10 casos. Hay maltratos naturalizados que impiden a la víctima salir de la situación.

Seis de cada 10 femicidios son cometidos por la pareja actual o una anterior y 8 de cada 10 casos de violencia de género también. Además, muchas de las víctimas conviven con el victimario, una situación que favorece el incremento de la violencia y de la cual a muchas mujeres les resulta difícil salir. 
En ese contexto se aprecia una gran dificultad para reconocer violencias de otro tipo que no sean la física y que suelen ser anteriores. Muchas las desconocen eincluso padeciéndolas parecen invisibles, dado que están naturalizadas. Se trata de violencias como la emocional, psicológica, simbólica, económica o sexual. Identificarlas podría generar un estado de alerta que permita tomar acciones y evitar mayores riesgos ya que, según señalan quienes trabajan estos temas, la situación suele empeorarse. 
En 82,7% de los casos, el vínculo de la víctima con el agresor es el de pareja (45,8%) y expareja (36,9%), tal cual informa el Registro Único de Casos de Violencia contra las Mujeres. Por otra parte, 62% de los femicidios registrados en el país entre 2008 y 2017 fueron cometidos por la pareja o ex de la mujer, según el informe de la década de la Casa del Encuentro. Además, 51% de las víctimas fue asesinada en su vivienda. De los 2.679 hechos, 665 ocurrieron en una casa que la víctima y el victimario compartían. 
En este contexto juegan un papel importante condicionantes como la dependencia económica, la convivencia o el temor asociado a la culpa.

Leer nota: https://losandes.com.ar/article/view?slug=mujeres-en-riesgo-las-violencias-invisibles-anticipan-la-agresion-fisica


  www.clarin.com

El crimen de la odontóloga - En lo que va del año ya hubo 21 femicidios
Es la cifra que maneja la asociación civil La Casa del Encuentro. Las estadísticas son similares a los últimos tres años. 

La odontóloga Gissella Solís Calle es la 21° víctima de femicidios en lo que va del año. Su cuerpo fue encontrado en la mañana del martes, durante un operativo de rastrillaje en Villa Elisa. Había desaparecido hace 13 días.
Este mes hubo varios casos resonantes. Como el de Agustina Imvinkelried, la chica de 17 años que fue a bailar con sus amigas y nunca volvió a su casa en Esperanza, Santa Fe. La asfixiaron, la golpearon, y la semienterraron con vida en un descampado.
Otro caso impactante fue el de Gisel Romina Varela, una policía de Mar del Plata de 33 años. Estaba en una parada de colectivos cuando su ex pareja se bajó de un auto, le robó el arma reglamentaria y la mató a balazos.
Según datos de la asociación civil La Casa del Encuentro, aunque pudiera parecer que hubo un recrudecimiento de casos, las estadísticas son similares a los últimos tres años. En enero de 2016 hubo 23 femicidios, y las víctimas llegaron a 22 en el primer mes de 2017 y 2018
“La cantidad de femicidios en enero está dentro de la media de todos los años", dijo a Clarín Ada Rico, responsable de la ONG. Aunque reconoce que los casos se están visibilizando más. "Me llamó la atención que salían todas las notas juntas. Pero una cosa es cómo lo toman los medios, que están con el tema. Y otra cosa es si cambia el promedio", analiza Rico.
"La difusión es importantísima porque sirve para que las mujeres pidan ayuda. Nosotras tenemos un centro de asistencia. Y cuando hay algún tema, como sucedió con el caso de Thelma Fardin, recibimos una gran cantidad de consultas", continúa en referencia a la joven que denunció por abuso al actor Juan Darthés

¿Qué es un femicidio?

No todos los asesinatos de mujeres son femicidios. Para considerarlo dentro de esta categoría, debe ser un crimen con una connotación sexista.
Por ejemplo, cuando un ladrón entra a un negocio y durante el asalto mata a una mujer, no es femicidio. Pero si, antes de irse, abusa sexualmente de la mujer, sí se lo considera femicidio.
Según un informe de la Casa del Encuentro, con datos del 2008 al 2017, el 62% de las víctimas de femicidios son asesinadas por parejas o ex parejas. Y en el 51% de los casos las mataron en su propia casa.
Otras veces no hay un vínculo, son desconocidos o son vecinos, pero tomaron a la mujer como un objeto. Un caso emblemático es el de Ángeles Rawson, asesinada por el encargado de su edificio, Jorge Mangeri. Aunque no tenía ninguna relación con ella, la Justicia lo condenó por femicidio.

https://www.clarin.com/sociedad/va-ano-21-femicidios_0_adLzpABui.html


  www.lacapital.com.ar

Uno de cada cinco femicidas se suicida
Entre 2008 y 2017, 2.679 mujeres y niñas fueron víctimas de femicidio. Sus asesinatos estuvieron atravesados por escenarios de violencia de género


Seis de cada 10 de esos femicidios fueron perpetuados por parejas o ex parejas de las víctimas. Y 483 femicidas se suicidaron después de asesinar a sus víctimas, según estadísticas que elabora la asociación civil La Casa del Encuentro, que visibiliza casos de violencia de género en todo el país. En promedio, se suicida un femicida por cada cinco femicidios cometidos.
"El varón agresor tiene una obsesión con la mujer a la que agrede, a la que considera su objeto. Considera que le pertenece. Al asesinar a esa mujer, en una última demostración de todo el poder que tiene sobre ella, pierde también sentido su vida porque ya no hay objeto al que perseguir", declaró Ada Rico, presidenta de La Casa del Encuentro, al diario Clarín, que elaboró un informe.
sa fue una de las varias organizaciones que instó a una relatora de la ONU para que pidiera a la Corte Suprema de Justicia de la Nación que considerara entre sus estadísticas los femicidios en los que el asesino se suicidaba. En un primer momento, esos casos no eran parte del registro oficial porque no había una persona a la que se pudiera juzgar. "Hace dos años que la Corte ya contempla esos casos en sus estadísticas", sostuvo Rico.
La psicoanalista Marta Rosemberg describió: "Se trata de un fenómeno que debe investigarse en profundidad, cosa que yo no he hecho: mi respuesta es una hipótesis posible no demostrada, pero el suicidio del femicida marca el grado de apropiación de ese hombre respecto de la mujer a la que mata. Esa apropiación y esa mujer se vuelven componentes tan importantes de la propia vida e identidad que la vida del agresor se le hace imposible después del femicidio. Se incluyen en lo que quieren matar".
Mabel Bianco, titular de Fundación para Estudio e Investigación de la Mujer (FEIM), agregó: "En el ciclo de la violencia, cada vez que el hombre comete una agresión suele haber un arrepentimiento. Vuelve y pide disculpas, dice que no va a pasar más: el problema es que eso no dura. Entonces el matarse después de matar puede darse por un arrepentimiento o también cuando al femicida se le quiebra la coartada".
Según Rico, la estadística sobre femicidas que se suicidan se eleva notoriamente cuando el asesino es miembro de las fuerzas de seguridad: "En caso de los policías, cerca del 80 por ciento se mata después de asesinar".
"En el ciclo de violencia, el hombre vuelve y pide disculpa: no pasará más. El drama es que eso no dura"

https://www.lacapital.com.ar/informacion-gral/uno-cada-cinco-femicidas-se-suicida-n1731748.html


  www.clarin.com

Violencia de género
Femicidios: en uno de cada cinco casos el asesino se suicida
Son datos de la Casa del Encuentro. Entre 2008 y 2017, se quitaron la vida 483 femicidas 

Entre 2008 y 2017, 2.679 mujeres y niñas fueron víctimas de femicidio. Sus asesinatos estuvieron atravesados por escenarios de violencia de género. Seis de cada diez de esos femicidios fueron perpetuados por parejas o ex parejas de las víctimas. Y 483 femicidas se suicidaron después de asesinar a sus víctimas, según estadísticas que elabora la asociación civil La Casa del Encuentro, que visibiliza casos de violencia de género en todo el país. En promedio, se suicida un femicida por cada cinco femicidios cometidos.
"El varón agresor tiene una obsesión con la mujer a la que agrede, a la que considera su objeto. Considera que le pertenece. Al asesinar a esa mujer, en una última demostración de todo el poder que tiene sobre ella, pierde también sentido su vida porque ya no hay objeto al que perseguir", describe Ada Rico, presidenta de La Casa del Encuentro.
Esa fue una de las varias organizaciones que instó a una relatora de la ONU para que pidiera a la Corte Suprema de Justicia de la Nación que considerara entre sus estadísticas los femicidios en los que el asesino se suicidaba. En un primer momento, esos casos no eran parte del registro oficial porque no había una persona a la que se pudiera juzgar. "Hace dos años que la Corte ya contempla esos casos en sus estadísticas", sostiene Rico.
"Se trata de un fenómeno que debe investigarse en profundidad, cosa que yo no he hecho: mi respuesta es una hipótesis posible no demostrada, pero el suicidio del femicida marca el grado de apropiación de ese hombre respecto de la mujer a la que mata. Esa apropiación y esa mujer se vuelven componentes tan importantes de la propia vida e identidad que la vida del agresor se le hace imposible después del femicidio. Se incluyen en lo que quieren matar", describe la psicoanalista Marta Rosenberg, una de las pioneras de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito.
Mabel Bianco, titular de Fundación para Estudio e Investigación de la Mujer (FEIM), suma: "En el ciclo de la violencia, cada vez que el hombre comete una agresión suele haber un arrepentimiento. Vuelve y pide disculpas, dice que no va a pasar más: el problema es que eso no dura. Entonces el matarse después de matar puede darse por un arrepentimiento o también cuando al femicida se le quiebra la coartada".
Según Rico, la estadística sobre femicidas que se suicidan se eleva notoriamente cuando el asesino es miembro de las fuerzas de seguridad: "En caso de los policías, cerca del 80% se mata después de asesinar. Puede ser porque piensan en que van a ir a la cárcel, lugar en el que ejercieron el poder, pero en carácter de condenados", describe.
"Muchas veces los femicidios ocurren durante intentos de separación: el femicida mata a esa mujer que a la vez no le puede faltar. Es evidente que han agarrado la decisión de vida o muerte por su cuenta, tanto la de la mujer como la propia: es el colmo de la omnipotencia. Sería una manera de pensar la locura de realizar el poder de la formulación "mi mujer". Es una formulación mortífera", afirma Rosenberg. Bianco enfatiza: "Los rasgos psicológicos de estos personajes violentos no impiden plantear que no son enfermos: esos rasgos no pueden ser causal de impunidad".

https://www.clarin.com/sociedad/femicidios-casos-asesino-suicida_0_vKodR9Ros.html